Minutos antes de inaugurar la jornada ‘Castilla-La Mancha en Digital’ que Telefónica organiza este viernes en Albacete, Ruiz Molina, en declaraciones a los medios de comunicación, acompañado de la directora general de Telefónica para Castilla-La Mancha, , ha avanzado los planes del Ejecutivo autonómico para impulsar “una auténtica transformación digital en la región”, uno de los ejes transversales para los próximos cuatro años.

Para la consecución de ese objetivo el está diseñando una agenda digital, que presentará en las próximas semanas y tendrá tres grandes líneas de trabajo.

La primera de ellas estará enfocada en conseguir una Administración pública totalmente digitalizada, de tal forma que prácticamente la totalidad de los trámites administrativos se puedan realizar íntegramente de forma electrónica, es decir, desde que un ciudadano solicita la realización de un trámite hasta que obtiene la respuesta por parte de la Administración regional.

En relación con este objetivo, Ruiz Molina ha resaltado que recientemente la Administración regional ha adjudicado un contrato, por un importe superior a los 8 millones de euros, cofinanciado con el (Feder), que tiene por objeto digitalizar unos 400 procedimientos administrativos.

El segundo de los ámbitos de actuación de esa agenda digital tendrá como objetivo, tal como ha explicado el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, reducir la brecha digital y promover la alfabetización de la ciudadanía en materia de nuevas tecnologías.

Con este fin, ha continuado Ruiz Molina, el Gobierno regional pretende duplicar la red de Puntos de Inclusión Digital a lo largo de esta legislatura, llegando hasta los 800 en toda la región.

Además, en este ámbito, también se va a realizar un esfuerzo por incrementar la formación, tanto de cursos presenciales como ‘on line’, del , conocido como Bilib y que tiene su sede en Albacete.

El titular de Hacienda y Administraciones Públicas se ha referido, finalmente, a la tercera línea de actuación de esa agenda digital, que tal como ha señalado está dirigida a que las nuevas tecnologías sean un incentivo para el desarrollo económico y social de Castilla-La Mancha.

Se trata de hacer atractiva la regiónm, según Ruiz Molina, para que se asienten empresas tecnológicas y se aprovechen las sinergias entre las grandes y las pequeñas empresas de este sector.

INVERSIÓN EN

Por su parte, el alcalde de Albacete, , ha expuesto que entre los objetivos de su equipo de Gobierno está transformar la ciudad en una “verdadera ciudad inteligente”, utilizando las nuevas tecnologías e infraestructuras, para fomentar el crecimiento económico, garantizar una mayor calidad de vida y mejorar la accesibilidad de sus habitantes.

Así lo ha expuesto Casañ en la clausura de la jornada ‘Castilla-La Mancha en Digital: que Viene’, organizada por Telefónica, en la que se han abordado procesos de transformación digital en las empresas y administraciones, según ha informado el Ayuntamiento albaceteño en nota de prensa.

Para avanzar en el propósito de transformar la ciudad, el Consistorio invertirá 1,8 millones de euros, cantidad que está financiada en un 80% a través de la Estrategia de Desarrollo e Integrado (Edusi), con un triple enfoque.

Según ha detallado Casañ, una de estas líneas va dirigida al despliegue de redes para la Smart City, que prevé la instalación de redes de sensores y redes de comunicación, incluidas las redes Wifi en espacios públicos, tales como los centros socioculturales, para proporcionar mejor acceso a los ciudadanos.

Una segunda línea comprende acciones para introducir mejoras tecnológicas en servicios públicos municipales, en particular, los relacionados con movilidad, agua, energía, medio ambiente, instalaciones deportivas y servicios sociales, así la monitorización de consumos permitirá conseguir ahorros, como el que se está instalando en el sistema de riego inteligente en la ciudad que permitirá evitar el riego excesivo en zonas verdes, con el consiguiente ahorro de agua.

La tercera línea va dirigida a la publicación electrónica de datos que fomente el ‘open gobernment’ y aquí se enmarcan acciones como el sistema de video acta de los Plenos del Ayuntamiento de Albacete.

El fin último de esta inversión, ha concluido Casañ, es incrementar la usabilidad y accesibilidad de los servicios de la administración local electrónica para mejorar la revitalización económica y social de Albacete, con independencia de las características de los usuarios.