Las concejales de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Albacete y han celebrado una reunión con María Guillomía, presidenta de la de niños y de afectados por déficit de atención con y sin hiperactividad (Apandah). Las ediles naranjas han conocido de primera mano la problemática y las demandas de este colectivo, que pasan por una mayor difusión, la concesión de un mayor grado de discapacidad para los afectados y que las becas del para los alumnos con necesidades específicas de apoyo vuelvan a incluir al Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) -este año sólo pueden optar a la convocatoria aquellos afectados de TDAH que estén asociados a otra discapacidad o trastorno grave de la conducta-.

La portavoz naranja, Carmen Picazo, ha señalado que “nuestra labor como representantes públicos consiste en dar soluciones a los problemas de los albaceteños, especialmente de aquellos que más lo necesitan, y en este caso tenemos un compromiso con la investigación, el fortalecimiento de la sanidad pública y el apoyo a las asociaciones que, como Apandah, trabajan cada día para avanzar en concienciación, respeto y, en la medida de lo posible, mejorar la vida de los afectados por el TDAH y sus familiares”. Se estima que en Albacete hay unos 600 menores afectados.

Déficit de atención

Salvo en casos muy claros, el diagnóstico oficial no llega hasta los seis años. Entre los síntomas más significativos se encuentra la hiperactividad motora, problemas de lenguaje, dificultades a la hora de escribir y de leer, inmadurez y déficit de atención. Se trata de una patología crónica, con un alto componente genético. APANDAH es un colectivo de ámbito provincial que cuenta con 180 socios y una plantilla de 15 trabajadores. Atiende actualmente a niños y adolescentes, pero tienen como objetivo crear también un grupo de adultos.