En nota de prensa, el Consistorio ha indicado que desde que en 2007 el Hospital abriera sus puertas los distintos gobiernos municipales han trabajando junto a la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha para integrar la Unidad de Conductas Adictivas dentro del propio Hospital habida cuenta que es una unidad de adicción que debía estar y así lo aconsejaban todos los informes técnicos dentro de la propia estructura del Sescam.

El alcalde Francisco Núñez ha mostrado “su gran satisfacción por haber logrado convencer a la Junta de Comunidades en primer lugar de que la UCA no saliera de la ciudad de Almansa que era el primer planteamiento que había a lo largo de esta legislatura ya que se planteaba una Unidad de Conductas Adictivas centralizada en Albacete desplazando a los usuarios de Almansa hasta la UCA de Albacete”.

“El Ayuntamiento siguió soportando los costes de mantenimiento de la UCA en Almansa hasta llegar al acuerdo que ha ratificado el alcalde firmando el convenio de colaboración que por parte del SESCAM se ha puesto en la mesa”, ha indicado el Consistorio.

Este convenio, mantienen desde el Ayuntamiento, es “muy ventajoso” para, ya que permite en primer lugar mantener la Unidad de Conductas Adictivas en la ciudad de Almansa dentro del , en el espacio adecuado por la anterior gerencia del Hospital para albergar la UCA ya en la pasada legislatura, con la dirección y coordinación por parte del servicio de UCA que va a depender del propio Sescam y, por lo tanto, atendiendo a todo el racionamiento médico dentro de la estructura hospitalaria.

Además, el Ayuntamiento de Almansa va a desplazar al Sescam dos trabajadoras, una psicóloga y una trabajadora social con cargo a este convenio de colaboración que van a prestar sus servicios en el seno del propio Hospital junto con el psiquiatra y el enfermero que pondrá a disposición la dirección del Hospital.

Este convenio recoge además que el Sescam va a abonar la cantidad de 60.000 euros anuales al Ayuntamiento de Almansa para financiar el 72% del coste salarial de estos trabajadores y además el Sescam financiará el 100% de los gastos de mantenimiento del centro de la UCA, asunto que permite al Ayuntamiento ahorrar en torno a 40.000 euros que venía costándole hasta ahora prestar el servicio en las dependencias municipales.