Los navarros vienen con la moral alta tras conseguir su segunda victoria del curso en la jornada anterior, y además tendrán un acicate de cara al partido de este sábado, y es que pese a tener un balance de dos victorias y dos derrotas, todavía no saben lo que es ganar como visitante, ya que los dos triunfos que lograron los consiguieron en el polideportivo UPNA, por lo que los rojillos querrán mejorar como visitantes.

Por parte de Arcos Albacete, el equipo ha tenido una buena semana de entrenamientos, y la plantilla está muy concentrada de cara a este encuentro, y sobre todo con muchas ganas de llevarse la victoria para mantener el fortín del Parque, darle otra alegría a la afición y redimirse tras la derrota en tierras abulenses.