El portavoz del Grupo Municipal Socialista, Modesto Belinchón, exigió esta mañana a Javier Cuenca un mayor “rigor, seriedad y responsabilidad”, para acabar con la “desconfianza” que genera el alcalde de la ciudad, por afirmar una cosa en sus reuniones con los diferentes colectivos y asociaciones de la ciudad, pero luego “cuando tiene que demostrar su compromiso y prioridades, aquí, en el Ayuntamiento, hace exactamente lo contrario de lo que pregona fuera”.

De hecho, Modesto Belinchón expresó que le genera ciertas dudas si tiene que “creer al alcalde que ayer se reunió con representantes sindicales y empresariales, para asegurarles que su principal preocupación es el empleo y que va a aumentar los fondos destinados a combatir el desempleo si la oposición le aprueba los Presupuestos, o si, por el contrario, debemos creer al alcalde que hace tan solo una semana votó en contra de un Plan de Empleo con una inversión mínima de entre cuatro y cinco millones de euros, para paliar esa situación dramática en la que se encuentra nuestra ciudad, con 18.066 desempleados y 9.000 familias en las que no entran ingresos”.

Del mismo modo, el portavoz socialista argumentó que “un alcalde no puede incurrir constantemente en contradicciones que lo único que provocan y generan es desconfianza. Javier Cuenca no puede votar en contra de unos Presupuestos Participativos y luego decir que va a ir de la mano de los vecinos para ejecutar los Presupuestos”.

Precisamente, subrayó el edil del PSOE, la petición de un Plan de Empleo y el proyecto para recuperar la participación de la ciudadanía en la confección de las cuentas municipales, son dos ejemplos de mociones que durante los primeros tres meses de mandato municipal se han aprobado gracias al consenso y el diálogo entre los grupos políticos de la oposición, a pesar de la oposición de Javier Cuenca y sus 9 concejales.

Durante este período, además, tal y como recordó el concejal del Grupo Socialista, se han aprobado otras nueve mociones, entre las que figuraban, por ejemplo, la apertura de comedores escolares durante el verano y de los Depósitos del Agua de la Fiesta del Árbol; la reapertura del los refugios antiaéreos del Altozano; que se facilite la intervención de los ciudadanos en los Plenos; la dinamización de los polígonos industriales y los parques empresariales; o la construcción de colegios públicos que respondan a la demanda de escolarización de los nuevos barrios de la ciudad.

Mociones, precisó Belinchón, que “ya debían haber empezado a ahormarse y trabajarse, porque un alcalde, además del ámbito competencial que tenga exclusivamente como tal, tiene un ámbito de responsabilidad, que le debe llevar a hacer caso, trabajar y recoger las demandas y los acuerdos que, por mayoría, se aprueben en un Pleno y que, además, están planteados de forma responsable”.

De hecho, el portavoz municipal del PSOE le recordó al señor Cuenca que es “aquí donde tiene una oportunidad para demostrar esa voluntad de acuerdo y consenso que está pregonando por todos los rincones de la ciudad, aquí es donde la debe manifestar. Si el alcalde quiere compromiso, diálogo y consenso tiene 11 oportunidades para demostrarlo”.

Por este motivo, Modesto Belinchón insistió en que “si su voluntad de acuerdo es sincera, que empiece por recoger los acuerdos plenarios que hemos adoptado por mayoría y sea claro y sincero con los grupos de la oposición, porque de no hacerlo, no nos va a quedar otro remedio que pensar que dentro del Ayuntamiento nos muestra su cara real y fuera monta un escaparate promocional”.