16 de junio 2001- La Alcaldesa de Albacete , dio la bienvenida a a la ciudad de Albacete en el acto de presentación organizado por AMITE, que conto con su presidente Javier Lopez Galiacho haciendo las funciones de moderador y entrevistador del acto.

La Alcaldesa de Albacete, tuvo en todo momento palabras de agradecimiento a Marcelino Oreja por la labor desarrollada a lo largo de toda su vida. Diplomático, Ministro y figura clave en la transición española, Bayod quiso hacer un reconocimiento por los casi 50 años de recorrido de este gran personaje.

(Madrid, 1935) nació en una familia vasca. Su padre, diputado tradicionalista por la provincia de Vizcaya, fue asesinado en Mondragón, en la Revolución de Octubre de 1934. Se licenció en Derecho en la , se doctoró en 1960 por la , con Premio Extraordinario, y completó su formación en Alemania y Gran Bretaña.

Ingresó en la Carrera Diplomática en 1960, en el gabinete del ministro Castiella, y fue director del mismo entre 1962 y 1970. Durante esos años ejerció también la docencia y en 1967 contrajo matrimonio con . Tiene dos hijos.

En 1970 fue nombrado director de Relaciones Internacionales del , cargo que ejerció hasta 1994, año en que fue nombrado subsecretario de Información y Turismo y en 1995 subsecretario de Asuntos Exteriores y presidente de la Comisión Nacional de Cooperación en la Conferencia de la Haya de Derecho Internacional Privado. Fue nombrado ministro de Asuntos Exteriores el 7 de julio de 1976 y participó en sucesivos gabinetes de hasta el 9 de septiembre de 1980. Desde ese mismo año tiene la categoría de embajador de España.

Como parlamentario, Marcelino Oreja ha sido senador por designación real en las Cortes Constituyentes en 1977 y diputado de Unión de por Guipúzcoa en 1979, y por Álava en 1982 y 1993. En 1980 fue delegado del Gobierno en el País Vasco con categoría personal de ministro, y en 1993 presidió la Comisión Mixta Congreso-Senado para Asuntos Europeos en las Cortes Generales.

En 1984 fue elegido secretario general de esta organización, donde permaneció hasta 1989. En 1988 es nombrado Europeo del Año y al año siguiente es elegido parlamentario europeo, vicepresidente del grupo parlamentario popular y presidente de la Comisión de Asuntos Institucionales del . En 1993 es elegido diputado por Álava en representación del y nombrado profesor de la . En 1994 es nombrado miembro de responsable de Transportes y Energía.

Marcelino Oreja es Presidente de distintas entidades, así como académico de número de la . Es doctor honoris causa por las universidades de Zaragoza y Sevilla y miembro de honor de la Asociación Española de Profesores de Derecho Internacional. Ha colaborado también en el ámbito empresarial, es autor de numerosos artículos en diversas revistas, publicaciones y diarios, ha pronunciado gran número de conferencias tanto en Europa como en América y está en posesión de 35 grandes cruces.

Marcelino Oreja agradeció el recibimiento de la Alcaldesa a la que felicitó por la espectacular victoria en las pasadas elecciones, así como la invitación de AMITE y en concreto de Javier Lopez Galiacho por la estrecha amistad que les une de hace más de 30 años.

El Ex ministro de asuntos exteriores en el gobierno de Adolfo Suarez, converso sobre su autobiografía, en la que hace un viaje por toda su vida, un camino que comienza con la muerte de su padre, y continua su recorrido por sus años colegiales en San Sebastian y Valladolid, su trayectoria académica y empresarial, la transición española, la Constitución del Grupo Tácito, el , su vida en o la Presidencia de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas del Instituto de Estudios Europeos del CEU, cargo que ostenta en la actualidad.

Esta presentación esta dentro del ciclo de conferencias “La España vertebrada”, más sociedad civil, educación y cultura, organizada por AMITE

Javier Lopez Galiacho, Presidente de AMITE, hizo de maestro de ceremonias, haciendo una gran entrevista a Marcelino Oreja, al que le hizo viajar al pasado y recorrer las distintas etapas de su vida como si se tratase de un viaje en Góndola por su larga y extensa trayectoria.