Según ha informado CCOO en un comunicado, el sindicato reclamará la nulidad de estos despidos, al considerar “que no tienen nada que ver con las vacaciones del pasado verano y sí con los derechos fundamentales de reunión, de expresión y de libertad sindical”.

Y es que según ha indicado , de CCOO-Construcción y Servicios de Albacete, “los despidos se producen casi tres meses después de que las dos trabajadoras terminaran sus vacaciones y justo cuando la dirección de la empresa tuvo conocimiento de que ambas mujeres se habían hecho eco en sus wasaps de una reunión que había convocado CCOO en la del municipio para hablar de la celebración de elecciones sindicales en Activaconfort S.L.”.

“El mismo día en que se iba a celebrar la reunión, la dirección de la empresa comunicó a las dos mujeres el despido disciplinario, argumentando como causa que el pasado mes de agosto disfrutaron de las vacaciones que por derecho les correspondían, y con conocimiento y acuerdo de la propia empresa”, explican desde CCOO.

TEJIDO EMPRESARIAL DE MONTEALEGRE

En Montealegre del Castillo existe un gran tejido empresarial dedicado a la fabricación de sofás, en torno a cuarenta empresas. El Convenio Colectivo de aplicación en el sector es el convenio provincial de Carpintería, Ebanistería e Industrias del Mueble, ha explicado Córcoles, que subraya las dificultades cotidianas de los trabajadores para “hacer valer sus derechos”.

“Desde siempre nos ha preocupado el incumplimiento del convenio colectivo en muchas de estas empresas donde encontramos muchos obstáculos para informar de sus derechos a los trabajadores y más aún para intentar que pueden elegir a sus representantes sindicales”, ha afirmado.

Por último, ha puesto de manifiesto que en Montealegre del Castillo son “reiteradas las prácticas antisindicales, los despidos y las amenazas para evitar la celebración de elecciones e incluso para impedir que se conozca el convenio colectivo”, al igual que son constantes “los abusos laborales de todo tipo, como la obligación de hacer horas extraordinarias pagadas a tres euros, la obligación de trabajar todos los sábados e incluso la obligación de trabajar en festivos”.

Por todo lo anterior, desde CCOO piden a la Inspección de Trabajo “un especial esfuerzo y una especial atención a lo que está ocurriendo en Montealegre del Castillo, que destaca del resto de municipios de la provincia en vulneración de derechos laborales”.