En declaraciones a los medios desde Albacete, Gregorio considera que este movimiento servirá para que tanto Pedro Sánchez como el secretario general de Podemos a nivel estatal, , puedan “hacer amigos otra vez”.

“Como delegado del Gobierno y como castellano-manchego en este momento estoy preocupado por este acuerdo. Page ha pactado con radicales que ni siquiera reconocen a las víctimas del terrorismo”, ha dicho Gregorio, quien augura que el acuerdo “provocará inestabilidad política, social y económica y romperá aún más a Castilla-La Mancha”.