En el caso del Observatorio, tal y como ha apuntado García, “debe ser un vigilante en una atalaya que nos observe y nos evalúe”. Contará con un presupuesto inicial de 20.000 euros para desarrollar actividades de sensibilización y dinamización en el entorno de la provincia. Promocionará medidas y propuestas para el desarrollo de programas y proyectos que tengan como objetivo “alcanzar la igualdad efectiva entre hombres y mujeres”.

Este observatorio también prevé fomentar el tejido asociativo promoviendo la participación de las asociaciones de mujeres en los municipios de toda la provincia de Albacete, además de potenciar el desarrollo del uso de un lenguaje no sexista.

La Diputación también va a poner en marcha la Red de Municipios Protegidos Contra la Violencia de Género, que velará “por la prevención, detección y erradicación de la violencia a través de un espacio de coordinación institucional liderado por la Diputación con el fin de mejorar la gestión de las políticas públicas contra la violencia de género de las entidades locales de la provincia”, ha sentenciado la diputada.

Para la puesta en marcha de ambos— el Observatorio y la Red de Municipios— se ha acordado la creación de dos nuevos puestos de trabajo, un técnico de igualdad y un agente de igualdad, que servirán para desarrollar estos dos objetivos para el 2019.

II PLAN DE IGUALDAD

Ambas medidas se enmarcan en el II Plan de Igualdad de la Diputación con el que se busca conseguir que la Diputación se convierta en “agente dinamizador de la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres, protagonizando cambios sociales y modelos de gestión a imitar en la nueva sociedad que queremos construir”, según ha asegurado el presidente, Santiago Cabañero.

El plan tiene tres ejes estratégicos. El primero de éstos ejes se centra en la sensibilización y la formación en materia de igualdad de género. El segundo, que trabaja por una presencia equilibrada de mujeres y hombres. Y el tercero y último pretende lograr el cambio institucional necesario.

‘PROTOCOLO DE ACOSO SEXUAL Y ACOSO POR RAZÓN DE SEXO’

Del propio plan depende el ‘Protocolo de Acoso Sexual y Acoso por razón de Sexo’, que surge por la voluntad de prevenir, visibilizar y actuar “contra los posibles comportamientos que puedan transgredir la dignidad y el respeto del personal en la diputación de Albacete”, ha dicho Cabañero.

Según el presidente de la Diputación, el personal de cada servicio de esta casa tiene que se conocedor de la existencia de este protocolo “que ha de ampararle en caso de que sea necesario” y si alguna de estas situaciones se sucedieran, han de ponerlo en conocimiento de la que lo llevará a la presidencia del , que preside el propio Cabañero.