Durante el acto, al que ha asistido el presidente de la asociación que organiza el concurso, , y la concejal de Cultura del Ayuntamiento de la capital, , Zamora ha puesto de manifiesto que en este evento “las instituciones trabajan de forma conjunta para poner en valor el potencial artístico que esta provincia tiene”, en alusión al apoyo que la Diputación brinda a esta iniciativa, en la que también colabora el Ayuntamiento.

El diputado de Cultura ha querido felicitar a la organización porque “treinta y nueve ediciones no pueden estar equivocadas y avalan la trayectoria vital de una cita obligada para los amantes del piano en particular y de la música y el arte en general”. Asimismo, ha destacado que de este certamen han salido, tanto en Albacete como en la provincia, “grandes músicos que a día de hoy ocupan plazas de profesorado en los conservatorios más prestigiosos o plazas de concertistas en las orquestas y bandas más importantes, y ese es el legado que tiene que dejar toda actividad altruista como es la que se hace con estas iniciativas”, ha apuntado.

El responsable de la institución provincial ha tenido palabras para los jóvenes pianistas que participan, “que son el futuro del piano y de la interpretación concertistas”, y a los que ha felicitado por su esfuerzo y dedicación, al tiempo que les ha reiterado el compromiso de la Diputación.

Por su parte, el presidente de la asociación de Juventudes Musicales de Albacete ha explicado que “quienes hacen música merecen todos nuestros desvelos” porque, según ha detallado, “son personas que aportan inteligencia, sensibilidad, laboriosidad y sacrificio”. Además, ha señalado que entre los participantes hay jóvenes de , , , , Cataluña, , , , y -La Mancha (3 pianistas de la provincia de Albacete), y ha remarcado que cinco de ellos son de , Argentina, Brasil, Rusia y Bulgaria, aunque residen en España.

Del mismo modo, la concejal de Cultura del Consistorio de la capital, ha indicado que más de 800 instrumentistas han pasado por este certamen a lo largo de su historia y ha defendido que estos virtuosos del piano “aprenden para hacernos disfrutar al resto”.