El secretario general de Asuntos Sociales y Voluntariado del , , ha inaugurado hoy la nueva sala de fisioterapia de la de La Roda-CIRENC. Allí, ha destacado el apoyo y la colaboración de la Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales “a las asociaciones de pacientes, ya que necesitan todos nuestros esfuerzos para que las personas que padecen Parkinson logren la mejor calidad de vida posible”.

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha duplicado desde 2011 la ayuda que concede a esta asociación, que este año se cifra ya en 140.000 euros, destinados a diferentes proyectos de habilitación y rehabilitación integral de las personas con esta enfermedad.

En este sentido, el secretario de Asuntos Sociales ha reiterado el esfuerzo que se está realizando desde el Gobierno presidido por para ofrecer “una atención integral al paciente, tanto desde el ámbito sanitario como desde el social”.

Según ha asegurado José María Dívar, la excelente coordinación establecida por la Asociación de Parkinson La Roda-CIRENC con la Gerencia del Hospital de es muestra de la apuesta de la Consejería por el desarrollo de un modelo de atención sociosanitario.

El secretario general de Asuntos Sociales ha destacado asimismo la importancia de la colaboración institucional, tanto con la Junta como con el Ministerio y la Diputación de Albacete, fundamental para impulsar la acción que desarrolla a la La Roda,

Este nuevo espacio, de 182 metros cuadrados, consta de una en sala de rehabilitación fisioterápica, un despacho para un médico rehabilitador, un baño adaptado y una sala de espera. Asimismo, contará con un nuevo equipamiento innovador, adaptado a las nuevas tecnologías, que proporcionará a los pacientes una rehabilitación integral.

Una ampliación imprescindible, según ha señalado Dívar, debido al aumento de la demanda de los tratamientos impartidos en esta Asociación, que actualmente atiende a más de 170 enfermos de todas las edades con más de 30 patologías diferentes.

La enfermedad de Parkinson consiste en un desorden crónico y degenerativo de una de las partes del cerebro que controla el sistema motor. Se manifiesta con una pérdida progresiva de la capacidad de coordinar los movimientos. Las personas que lo padecen presentan temblor de reposo, lentitud en la iniciación de movimientos y rigidez muscular. La enfermedad de Parkinson afecta aproximadamente al 1 por ciento de la población mayor de 65 años y al 0,4 por ciento de la población mayor de 40 años.