El en su reunión de ayer hizo una valoración del estado de la negociación colectiva en la provincia de Albacete, al tiempo que analizo los requerimientos que al respecto han presentado los sindicatos, en cuanto desarrollo de las mesas negociadoras.

En primer lugar, los empresarios entienden que el objetivo básico de la negociación colectiva es el de consolidar el empleo actual y la recuperación del mismo, lo que es incompatible con la pretensión sindical de incrementos salariales por encima del IPC, máximo cuando estamos en un estancamiento de los precios.

Asimismo, para el Comité Ejecutivo de FEDA es primordial, siguiendo recomendaciones de la CEOE y de la OIT, vincular salarios a la productividad, y asimilar en los convenios colectivos conceptos nuevos, adaptándose a la realidad, en clara alusión a la antigüedad que recogen muchos de estos convenios sectoriales.

Desde FEDA, se comparte con los sindicatos la preocupación en que los convenios sin acuerdo den lugar a que el sector en cuestión se quede sin un marco regulador, como es el convenio colectivo, y el modo y forma en que se podrían regular dichos vacíos suscita muchas dudas a nivel jurídico y administrativo.

Sin un convenio colectivo, ambas partes, empresas y trabajadores, podrían verse envueltas en conflictos laborales que probablemente quedarían a expensas de una decisión judicial. Además, sin un convenio colectivo se fomenta la competencia desleal por parte de empresas nuevas en el sector que contratasen personal en condiciones más ventajosas que las empresas con plantillas estables.