Así lo ha transmitido el director provincial de Agricultura, y Desarrollo Rural, , quién ha añadido que la (CHJ) “está transmitiendo el mensaje de que miremos ya los pozos de la ciudad de Albacete porque es preferente el regadío en el Levante que el abastecimiento humano”, en relación a la gestión del pantano de , ha informado la Junta en nota de prensa.

Durante una rueda de prensa ofrecida en la Dirección provincial de Agricultura, ha señalado que los “la recuperación en los embalses de cabecera es ínfima para empezar a derivar agua”, y ha mostrado la oposición del Ejecutivo castellano-manchego a la “continua política trasvasista”, añadiendo que “esquilma todos nuestros recursos hidrológicos”.

El director provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural ha pedido que se pongan en marcha “al cien por cien” las desaladoras en Levante, “porque hay infraestructuras de este tipo que sólo están al 30 por ciento y pueden generar muchos hectómetros cúbicos”, ha aseverado.

Miranda ha insistido en la necesidad expuesta por el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page de lograr un Pacto Nacional del Agua para “que no haya regiones preferentes a otra como la nuestra, y la necesidad de que existe una mesa con todas las partes implicadas”.

POZOS DE SEQUÍA EN EL SEGURA

Por otro lado, el director provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Manuel Miranda ha denunciado que la batería de pozos estratégicos contra la sequía, en la comarca de los Campos de , en la cuenca hidrográfica del Segura, “no tienen evaluación de impacto ambiental”.

Además, ha añadido que estos pozos se realizan en acuíferos declarados subterráneos, “y son un recurso que se niega a los regantes de Albacete”.

El representante de la en la provincia de Albacete ha criticado que el no tengan en cuenta los informes de evaluación e impacto ambiental, y ha pedido que “sean vinculantes” para evitar situaciones como los pozos de sequía.

Finalmente, Miranda ha confirmado que hasta la fecha no se ha recibido comunicación ninguna de la intención de abrir pozos y baterías de agua en la cuenca alta del Segura.