La alcaldesa de Albacete, Carmen Oliver, acompañada del resto de miembros de la corporación municipal, se daban cita en la Plaza de Gabriel Lodares, junto a la imagen de la Virgen de Los Llanos, momentos antes de que diera comienzo la tan esperada cabalgata de apertura de la Feria de Albacete, esperando su turno para incorporarse al desfile, como manda la tradición, en último lugar, acompañando a la patrona de la ciudad.

Una Feria que este año cobra un protagonismo especial, al coincidir con la Conmemoración del III Centenario de su Confirmación por Felipe V, convertida, según apuntaba la alcaldesa de Albacete, en una oportunidad única para dar a conocer al mundo entero todos los encantos de esta ciudad a través de su prestigiosa Feria.

Con esta filosofía, la cabalgata de este año se ha preparado de una manera especial con el objetivo de mostrar a los ciudadanos y al resto de visitantes los momentos más importantes y elementos más emblemáticos de los últimos 700 años de la historia de Albacete a través de cada una de las 50 carrozas que han intervenido en el desfile, desde la Prehistoria hasta el momento actual.

Una cabalgata que nada tiene que ver con la de años anteriores, que sin duda pasará a la historia y permanecerá en la memoria de los miles de ciudadanos que no han querido perderse la oportunidad de ver en primera persona este singular desfile.

Además de la temática que incorpora este año la cabalgata de apertura de la Feria de Albacete, otra de las novedades que incorpora está relacionada con el vestuario de los participantes y con la música que acompaña a las carrozas, acorde a cada momento histórico, sin olvidar que todas ellas han sido elaboradas siguiendo un guión preestablecido por la Concejalía de Feria del Ayuntamiento de Albacete. Y es que, aunque el desfile ha contado con un número inferior al del pasado año, en esta ocasión ha ganado en calidad, cuidando hasta el más mínimo detalle a lo largo de todo el recorrido.

Una vez que la cabalgata ha llegado al Recinto Ferial, la Virgen de Los Llanos ha sido testigo del baile de las manchegas, a cargo del Grupo de coros y danzas de Magisterio, y de un espectáculo pirotécnico de luz y sonido, momentos antes de que la alcaldesa de Albacete, Carmen Oliver, recibiera de manos del guarda del Recinto Ferial, la llave de la Puerta de Hierros, quedando de este modo inaugurada de manera oficial la tan esperada Feria del III Centenario.

A continuación, la Virgen de Los Llanos ha sido depositada en la capilla que hay instalada en el Recinto Ferial, donde permanecerá hasta el próximo 17 de septiembre, para que todas las personas que lo deseen puedan visitar durante estos días a la patrona de Albacete.