El pasado jueves 30 de octubre durante la celebración del Pleno ordinario del Ayuntamiento formaron parte del público durante un rato un grupo de personas de que se manifestaron con un mensaje claro “Transparencia”. Durante mi intervención saludé su presencia -y la de otros ciudadanos que asistían al pleno- y mostré mi complicidad con su mensaje. Tengo que reconocer que me resultó grato verlos en el público y así lo mostré en mis palabras.

He sabido posteriormente el motivo de su presencia y la explicación de su protesta y quiero trasladar algunas puntualizaciones. Según el portavoz de Podemos habían solicitado intervenir en el pleno pero:”la Junta de Portavoces nos ha negado los tres minutos para hablar al final del pleno porque no había tiempo”. No dudo que esa sea la respuesta que han recibido del Ayuntamiento pero no es una respuesta de la Junta de Portavoces, en absoluto. Atender las peticiones de palabra en los plenos es un tema que recibe, conoce y resuelve Alcaldía. Está contemplado en el Reglamento de participación del Ayuntamiento y el compromiso de y de esta concejala portavoz es “facilitar la participación ciudadana, tanto la individual como la de grupos, asociaciones o partidos”. Así lo he trasladado cuando se me ha preguntado por ello. Pero, además, no se nos informa habitualmente a la oposición, ni se aborda en Junta de Portavoces, quienes y cuántas personas han pedido la palabra y si es pertinente ordenar los tiempos o las intervenciones. En absoluto. La decisión está en Alcaldía (o en el equipo de gobierno) y no se puede atribuir al conjunto de fuerzas políticas del Ayuntamiento, desde luego no a IU, una complicidad para negar la palabra a nadie (en este caso a Podemos).

Tampoco comparto la costumbre de “jugar con el móvil” durante la celebración de los plenos ni en ninguna reunión a la que asista. Algo que entiendo se critique desde el público pues da una imagen de poca seriedad por parte de los representantes políticos de la ciudadanía.

Con toda cordialidad, pero con todo el rigor, pido que no se hagan generalizaciones sobre comportamientos o atribución de responsabilidades como la negativa de participación antes aludida. Atribuir los errores (actitudes, conductas, palabras) de unos cuantos al conjunto, sin distinguir las diferencias, es faltar a la verdad y no es la mejor forma de promover la transparencia ni la honestidad en la política.

Respecto a la petición de transparencia que ayer solicitaban los activistas de , la hago propia y emprenderé las acciones oportunas para que, cuanto antes, esté disponible para todos los ciudadanos la información económica de los cargos públicos de este Ayuntamiento en los términos en los que la ley establece. En todo caso, por mi parte no hay ningún problema en que mi declaración de IRPF esté accesible en la página web de IU y en la del Ayuntamiento. Tal declaración de bienes y rentas ya se hizo al inicio de mandato y, probablemente, debiera haberse renovado de oficio en años posteriores. Esta demora sólo es atribuible al actual equipo de gobierno ya que se lo hemos requerido en varias ocasiones.

Por último, animo a los compañeros y compañeras de Podemos a insistir en su solicitud de participar en el Pleno municipal en el tiempo destinado a ello a final del mismo, así como en hacer llegar al Ayuntamiento sus propuestas. Cuentan con la colaboración del grupo municipal de IU y de esta concejala para ello.

Fdo.:

Concejala Portavoz de Izquierda Unida