“Fernando Paz ha calificado de farsa los juicios de Nuremberg a los jerarcas nazis, ha cuestionado el asesinato masivo de 6 millones de judíos, ha dejado claras sus sospechas de que los judíos no murieron en cámaras de gas sino a manos de los habitantes de Europa del Este y ha negado el origen racista del Holocausto”, subraya la FCJE en un comunicado.

Según añade, “en cualquier país de Europa donde se ha hecho justicia sobre este traumático capítulo de la Historia, es inadmisible que una persona con este pensamiento se postule para un cargo de representación pública”.