La nueva mesa de tallado permitirá un corte, reducción y lavado más cómodo de las piezas de biopsia y quirúrgicas. Además, se ha incorporado un sistema de aspiración de gases desde la superficie de trabajo, desde el frontal y desde la parte superior, que mejora de forma considerable las condiciones de seguridad de los profesionales del servicio, según ha informado la Junta en nota de prensa.

La especialidad de Anatomía Patológica es imprescindible en la asistencia sanitaria pues se ocupa, por medio de tecnologías morfológicas, de las causas, el desarrollo y las consecuencias de las enfermedades. El fin último es el diagnóstico correcto de biopsias, piezas quirúrgicas, citologías y autopsias. En el Hospital de , los profesionales analizan una media de sesenta muestras al día.

Como ha explicado la responsable del , la doctora , “con el nuevo equipamiento tecnológico se mejora la calidad de atención al paciente, con diagnósticos más precisos y consultas más rápidas”.

De hecho, esta labor de estudio de las piezas es clave durante los procesos intraoperatorios y que “en ocasiones debemos analizar un tumor mientras se realiza una intervención quirúrgica, y, por lo tanto, la colaboración de los patólogos es fundamental”, ha indicado Bernal.

A la incorporación de esta nueva mesa de tallado se une la adquisición, también en esta legislatura, de un procesador de tejidos en el que se han invertido cerca de 41.745 euros, un equipo que ofrece amplias posibilidades de programación para procesos de fijación y deshidratación de muestras histológicas con reactivos y su posterior infiltración con parafina.