El de hoy ha sido un impulso al turismo cultural de Almansa, que gira en torno a su patrimonio histórico y a la Batalla que en el año 1707 enfrentó a los dos ejércitos conocidos como De las Dos Coronas y La Gran Alianza, defendiendo los intereses de la Sucesión a la Corona de España de las dos dinastías reales más poderosas de su tiempo, los Borbones y los Hasburgos, en una cruenta batalla dentro de una guerra de ámbito europeo, conocida como La Guerra de Sucesión Española.

“Del viernes 25 al domingo 27 de abril, les invitamos a que con nosotros vivan un buen fin de semana, disfruten de espectáculos como mercado Barroco, gastronomía, artesanía local, , desfiles de tropas, música, danza, campamentos militares, izado de banderas y exposiciones”, manifestó el alcalde almanseño, quien recordó que buena parte del turismo que llega a Almansa procede de la Comunidad Valenciana.

Núñez añadió que “queremos impulsar un turismo temático de carácter histórico y para ello, con esta conmemoración que tiene carácter anual, realizamos un viaje al siglo XVIII y recreamos una época, una sociedad y su forma de vivir, de la cual deriva la nuestra”.

Asimismo, el alcalde almanseño recordó que durante todo el año se puede visitar el Museo interactivo de la Batalla, conocer el campamento de Soldados de 1707, visitar el sitio histórico del campo de batalla y recorrer la ruta turística ‘Imágenes Perdidas’, gracias a la estrecha colaboración de la y el Ayuntamiento de Almansa.

Esta presentación se ha realizado hoy, junto al cuadro de la Batalla de Almansa, pintado en 1709 por encargo del Rey , del que son autores Buonaventura Liglio y Philipo Pallota. Pertenece al Museo del Prado, aunque está depositado en el Palacio de Benicarló, sede de las Cortes de Valencia.

Actualmente, Almansa posee una espectacular y fiel reproducción del cuadro, realizada por el pintor local , que preside el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Almansa.

Para el próximo fin de semana se espera una afluencia de quince a veinte mil personas en Almansa.