La cívica por un Digno en Albacete va a salir a la calle los próximos días 29 y 30 de Noviembre, y 13 y 14 de Diciembre para informar a la ciudadanía de sus reivindicaciones y realizar una recogida de firmas.

En concreto, la Plataforma instalará mesas informativas el viernes 29 de noviembre en la calle Mayor y en la Plaza del Altozano, y el sábado 30 en plaza Gabriel Lodares y en el Corte Inglés de la Avenida de España. Asimismo, el viernes 13 de diciembre los miembros de la Plataforma volverán a informar a los ciudadanos de la necesidad de reformar el de Albacete en la plaza del Altozano y en la céntrica calle Mayor, mientras que el domingo 14 de diciembre, la recogida de firmas se producirán en las mesas que se instalarán en la calle Tinte esquina con y Avenida de España, junto al Corte Inglés. La Comisión Gestora de la Plataforma por un reclama a los gestores políticos “solución” para que los profesionales sanitarios puedan realizar una “atención digna”. El “se ha quedado obsoleto y pequeño” , denuncian sus integrantes.

Personal “insuficiente con muchas jubilaciones y bajas no cubiertas”; habitaciones con tres camas y un número “muy deficiente” de quirófanos, son algunas de las deficiencias que sufre el Hospital General y que provocan “una atención sanitaria poco eficiente y listas de espera disparadas en consultas y quirófanos”

Aseguran que no cejarán en su lucha porque la ciudad cuente con un centro especializado que satisfaga sus necesidades, y son tajantes al afirmar que:

“Mientras los enfermos tengan que esperar años para operarse, seguiremos en la brecha.

Mientras nuestros enfermos estén hacinados en habitaciones de 3 camas, seguiremos trabajando.

Mientras los enfermos con fractura de cadera sigan esperando en cama una semana para operarse, seguiremos enfadándonos.

Mientras falte personal para atender a los enfermos, seguiremos reuniéndonos.

Mientras no se escuche a los enfermos, seguiremos hablando por ellos.

Mientras sigan inundándose los sótanos y haya goteras desde los tejados, seguiremos contándolo.

Mientras tengamos medios obsoletos, seguiremos pidiendo mejoras.

Mientras tengamos presupuestos raquíticos, seguiremos requiriéndolos

Mientras tengamos falta de quirófanos, y nuestros enfermos de cáncer tengan que esperar, seguiremos enfadándonos.

Mientras tengamos un hospital pequeño, seguiremos reclamando.

Mientras nuestros representantes políticos y gestores sanitarios sigan sin estar a la altura de los problemas de los enfermos y de sus trabajadores, seguiremos luchando.

Mientras haya enfermos que nos animen y gente que quiera acompañarnos en este propósito, merecerá la pena el camino”.