Es una de las medidas que señala como “urgentes” en una entrevista concedida a Europa Press, en la que ha afirmado que lleva demasiado tiempo respirando basura. “Necesitamos ser tajantes en dos direcciones, una de ellas es mover la alcoholera y la otra conlleva poner en marcha un Plan de Choque medio ambiental para saber qué respiramos”.

Se trata de las medidas que pondría en marcha si su candidatura es la más votada el próximo 26 de mayo. La otra, realizar una auditoria laboral “para esclarecer y solucionar los problemas de personal del Ayuntamiento”.

Precisamente en materia de personal, el candidato de Podemos-Se Puede-Equo a la Alcaldía de Villarrobledo, señala que una de sus primeras propuestas pasa por “acabar con los enchufes en materia de empleo público”.

Así y en relación con la generación de empleo, De la Ossa cree necesario que el “mayor viñedo de Europa” asuma el verdadero reto y decida convertirse en “el mejor viñedo de Europa”. Para eso —explica— su programa apuesta por el empleo relacionado con la investigación y desarrollo vitivinícola, el empleo verde y ecológico.

“Tenemos el potencial, la historia y la tradición del vino, solo falta que alguien decida convertirlo en la riqueza que fue en otro tiempo para Villarrobledo pero adaptándolo al siglo XXI”, asegura el candidato. Con todo esto, a su entender, se podría lograr que Villarrobledo “sea un lugar atractivo para la inmensa cantidad de empresas, algunas muy nuevas, que están creciendo en torno al sector del vino en I+D y comercialización”.

Mario de la Ossa también ha desgranado algunas de las propuestas en materia fiscal que lleva en el programa electoral con el que concurre a los comicios del próximo 26 de mayo. Según el candidato, Villarrobledo necesita “pequeños retoques” para incrementar la Justicia Social. “Para que me entienda la gente: es imprescindible que se pague en función de los ingresos”, algo que, a su juicio, en Villarrobledo no se ha hecho nunca y “es de Justicia social y necesidad”. Además, insiste en la necesidad de “reformar” todas las tasas municipales.

VIVIENDAS ABANDONADAS

En cuanto al desarrollo urbanístico de Villarrobledo, Mario de la Ossa destaca que, hoy por hoy, hay mucha vivienda “abandonada” en el municipio.

“Hay barrios donde el predominio es la casa baja y una gran multitud de ellas están abandonadas, si no en ruinas”, continúa el candidato, añadiendo que una de las propuestas que contempla su proyecto de ciudad “pasa por la habilitación de medidas de ayuda al rescate y mantenimiento de estas viviendas para poder revivir algunos barrios donde la gente ha empezado a irse por la imposibilidad de vivir en ellos”.

Por otro lado, desde Podemos-Se Puede-Equo proponen elaborar un censo de vivienda vacía para fomentar la compra y el alquiler de estas viviendas.

Si en materia de vivienda De la Ossa habla de rescatar aquellas que están vacías, también pretende llevar a cabo un rescate de los jóvenes de la localidad “antes de que se vean en la obligación de irse de su ciudad por no encontrar empleo”, por lo que aboga por la puesta en marcha de planes de primera oportunidad para jóvenes en Villarrobledo.

De hecho, tal y como apunta el candidato, desde su formación —a lo largo del mandato que ahora acaba— han llevado a cabo diferentes proyectos de ayuda para ofertar clases de apoyo escolar “a colectivos desfavorecidos de Villarrobledo” por lo que ahora quieren “institucionalizar estas medidas y hacerlas universales en el municipio”.

VIÑAROCK

En la legislatura que entra acaba el contrato del ViñaRock y es la principal medida que la candidatura de Podemos lleva en materia de Cultura.

“Queremos renegociar este contrato para devolverle a Villarrobledo su festival”, explica Mario de la Ossa, que asegura que el que fuera alcalde de Villarrobledo desde el 2011 al 2015 —el ‘popular’ Valentín Bueno— “nos lo robó y se lo regaló a una empresa que hace y deshace como quiere”.

De la Ossa lamenta que Villarrobledo a día de hoy “no decide nada en su festival”, algo, que “debe cambiar”.

Por ello su apuesta es un contrato y un festival “pensado por y para Villarrobledo” donde se contemple, entre otras cuestiones, entradas más baratas para los vecinos de esta localidad.

En cuanto a las líneas rojas a la hora de pactar tras el 26 de mayo, manifiesta que a su formación le importan “las ideas y las personas, no las siglas”, añadiendo qque desea a sus adversarios políticos “democracia y justicia”. “Si han obrado bien que sean recompensado y si no pues que lo paguen en las urnas”, ha concluido.