El próximo 20 de enero termina el periodo de contratación en el seguro de explotaciones frutícolas.

En nuestra provincia se aseguran parcelas de albaricoque, ciruela, manzana, melocotón, nectarina, paraguayo pera y platerina hasta un total de 2.4590 Ha y 54.397 t de fruta.

La mayoría de las explotaciones se concentran en la comarca de Hellín, aunque también hay parcelas en Albacete, Caudete, Montealegre, Petrola y en algunos municipios de la comarcas Mancha y Manchuela.

El plazo que finaliza ahora está dirigido a las opciones que cubren además del pedrisco y riesgos excepcionales los daños por helada y el resto de adversidades climáticas, a través de los módulos 1,2 y P. El último día de pago es el lunes día 21.

Para esta campaña en el seguro de albaricoque se ha introducido un nuevo estrato de precios para variedades de carne naranja que se recolecten con posterioridad el 30 de junio. En esta misma especie y como consecuencia de la elevada siniestralidad las variedades mirlo blanco y mogador esta campaña no tienen la cobertura de rajado de epidermis.

Para las principales especies cultivadas en esta campaña se ha establecido una nueva posibilidad de reducir capital asegurado, recuperando parte de la prima pagada, una vez trascurrido el periodo de riesgo de helada, si en ese momento la producción real esperada fuera inferior a la asegurada, como consecuencia de la acción de riesgos no cubiertos. Esta medida amplía el plazo para solicitarlo en nuestra provincia hasta el 30 de abril en albaricoque y hasta el 25 de mayo en melocotón.

La campaña de fruta de 2018 en nuestra provincia fue muy complicada y buena parte fue debido a los siniestros de pedrisco y de lluvia del mes de mayo.

En los municipios de Hellín, y se registraron lluvias de importancia en la segunda quincena de mayo así como pedrisco el día 25.

En toda la provincia declararon siniestro 1.460 Ha lo que supone el 60 % de la contratación de la campaña. Las indemnizaciones en nuestra provincia ascendieron a 2,465 millones de €.

Este año se mantienen para esta línea las subvenciones que concede el Ministerio de Agricultura a través de ENESA, que son del 75% de la prima comercial base para el módulo 1, de hasta el 44% para el módulo 2 y del 28 % para el módulo P.

En 2018 la subvención que percibieron los agricultores de nuestra provincia para hacer frente al pago de las pólizas ascendió a 460.000 €.