El concejal del Grupo Municipal Socialista que el macro botellón celebrado este jueves en el Campus Universitario y autorizado por el Equipo de Gobierno, en el marco de la festividad de Jueves Lardero, “no es sino una muestra de la incapacidad del Equipo de para cumplir con su obligación, que no es otra que la de gobernar”.

El edil socialista reconoció que este año se ha dado un paso, pues se han planificado algunas actividades dirigidas a la juventud, pero “en nuestra opinión, ha sido insuficiente y son actividades que adolecían de un defecto importante, que ha marcado su escaso éxito: no se han diseñado junto a los propios jóvenes, para conocer su opinión y ofrecerles la oportunidad de realizar sus propias propuestas”.

De heho, en este punto Manuel Martínez expuso que el Equipo de Gobierno debería tener clara una premisa: “nada para los jóvenes sin los jóvenes. Ese debería ser el punto de partida y el camino a seguir, cuando se programan actividades dirigidas a ellos”.

En lo que concierne al macro botellón, el concejal del PSOE se mostró partidario de “transformarlo en una fiesta, una macro fiesta si queréis. Pero lo que tenemos claro y la experiencia de los últimos años así lo refrenda, es que permitir y autorizar beber sin control ni actividad alguna no es la solución, es lo fácil, la solución sencilla”.

Martínez añadió que “no nos equivoquemos, la gente no quiere botellón por botellón, la gente quiere fiesta y diversión en Jueves Lardero y fiesta debería ofrecer el Ayuntamiento”.

De ahí que Manuel Martínez ofreciera una batería de propuestas para la celebración de esta jornada en próximo años, entre las que figura establecer ya una mesa de trabajo estable con representantes juveniles, de la Universidad, institutos y asociaciones juveniles, “con el fin de diseñar junto a los propios jóvenes las actividades de Jueves Lardero, porque es la mejor fórmula para que luego tengan éxito”, expuso Martínez.

Asimismo, propuso contemplar el proceso de contratación de una carpa, que ofrecería “fiesta, música, actividades y diversión en Jueves Lardero, pero en la que los menores no podrian beber alcohol y el consumo de los mayores de edad sería distinto, pues tendrían la opción de beber o no hacerlo, ya que también podrían bailar, escuchar música o participar en otras actividades”, precisó Manuel Martínez.

En cualquier caso, Manuel Martíniez aseveró que “lo imprescindible es trabajar y analizar las posibles opciones, porque lo fácil es permitir el botellón o prohibir el botellón, pero aquí no hemos venido a hacer cosas fáciles sino a hacerlas buenas. Por eso, proponemos trabajar ya en un jueves lardero de fiesta, que contemple las lógicas necesidades festivas de la gente joven de Albacete, pero sin macro botellón”.

Martínez también expresó que “la opción de quien gobierna no puede limitarse a que como sabemos que hay gente que quiere estar de fiesta esta tarde, pues les cercamos con vallas y les ponemos baños y nos olvidamos. Es una irresponsabilidad, hay que dar soluciones”.

Por último, que “ya sabíamos que el Equipo de Gobierno no estaba en las grandes cosas de la ciudad, pues aún no se le conoce ni un gran proyecto para el futuro de Albacete, pero es triste darse cuenta que tampoco está en las pequeñas cosas de la planificación municipal y eso es preocupante”.

De ahí que el concejal socialista concluyera su intervención preguntándose “¿en qué piensan Manuel Serrano y sus concejales?, ¿en qué está el Equipo de Gobierno?, ¿hay alguién ahí, hay alguién gobernando esta ciudad? Lo peor es que ni están ni ya nadie les espera a estas alturas”.