Durante el encuentro, la consejera de Economía, Empresas y Empleo, , ha explicado a los representantes de las cuatro Diputaciones asistentes que, aunque la publicada en abril de 2018 establecía como subvención una cuantía fija por trabajador/día según duración y tipo de contrato (y no una proporción del Salario Mínimo Interprofesional), no se puede olvidar que esa ayuda está calculada y alcanza para cubrir el SMI en vigor en 2018.

La reciente subida del Salario Mínimo Interprofesional aprobada por el para 2019, supone un incremento del 22% que repercute en los costes del que deben asumir los ayuntamientos, una situación que puede suponerles a muchos de ellos un gasto sobrevenido que podría comprometer el correcto desarrollo del propio Plan.

Partiendo de esa realidad, Patricia Franco les ha comunicado que el deseo del Gobierno autonómico es el de aprobar ayudas complementarias para apoyar a los Ayuntamientos; ayudas a las que ha invitado a sumarse a las Diputaciones a través de una participación proporcional a la que han asumido en el propio Plan. Sería mediante una adenda a los convenios ya firmados, con el objetivo de aumentar las ayudas hasta alcanzar la suma total del SMI para los trabajadores contratados durante 2019.

Tanto el presidente de la albaceteña, como los representantes de las otras tres Diputaciones presentes en la reunión han coincidido con la Consejería en que es preciso ayudar a los Consistorios y en que una de las cualidades que han definido de forma positiva dicho Plan de Empleo desde su nacimiento ha sido la constante colaboración e implicación de las distintas administraciones participantes.