El concejal del Grupo Municipal Socialista lamentó esta mañana que durante los últimos tres años el PP, ya sea al frente de la gestión del , la Junta o el , no “ha hecho absolutamente nada para combatir el cambio climático. De hecho, se ha limitado, en el mejor de los casos, a congelar los recursos y programas que existían, aunque la tónica general ha sido la de eliminar y suprimir cualquier iniciativa enmarcada en este ámbito”.

En este punto, el concejal del PSOE aludió a la tercera publicación del quinto informe del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) de la , que han elaborado 235 científicos de un total de 58 países y que fue dado a conocer el pasado fin de semana en .

Tal y como informó Ramón Sotos, en esta tercera publicación, que se ha centrado en la mitigación del cambio climático, con el objetivo primordial de reducir las Emisiones de Gases de Efecto Invernadero, se pone de manifiesto que para mitigar el cambio climático el desarrollo sostenible y el fomento de las igualdades sociales resultarán fundamentales para la creación e implantación de políticas climáticas eficientes y una mayor apuesta por el desarrollo sostenible e incide en la necesidad de erradicar la pobreza, introduciendo el concepto de desarrollo sostenible equitativo.

El edil socialista aseveró que “la comunidad científica ha mandado un mensaje muy claro al estamento político: Es crucial abandonar la inacción para evitar una interferencia peligrosa con el sistema climático”.

Asimismo, Ramón Sotos precisó que la tarea central de esta tercera publicación del 5º informe del IPPC para mitigar el cambio climático pasa por desvincular las emisiones de los gases que provocan el efecto invernadero del crecimiento económico y demográfico. De hecho, incidió, la UE quiere proponer una reducción de un 40% en las emisiones de gases de efecto invernadero en la próxima cumbre mundial, que se celebrará en 2015 en y de la que saldrá el nuevo protocolo que sustituirá al adoptado en Kioto.

“Las medidas que avanza el IPCC van desde la reducción de emisiones ligadas a la producción y consumo energético en todas las actividades humanas, tales como la industria, el transporte, la agricultura o los consumos energéticos de las viviendas, hasta medidas para frenar la deforestación y fomentar la reforestación, pasando por un cambio de las pautas individuales de conducta”, expuso Sotos.

De ahí que el concejal socialista expresara su decepción por el hecho de que “ante este llamamiento, lamentablemente, en Albacete, Castilla-La Mancha y en España, en estos tres últimos tres años, solo hay inacción, como denuncian los expertos, porque las políticas sobre cambio climático se han congelado o eliminado con el pretexto de la crisis”.

De hecho, prosiguió Sotos, el PP, al frente del Ayuntamiento y el suprimió la práctica totalidad de los instrumentos de evaluación, seguimiento y propuestas, como el Observatorio de la Sostenibilidad en Albacete, la , la Agencia regional de la Energía o las auditorías energéticas, que se encontraban comprometidas y pactadas con la Junta de Comunidades y de las que no ha vuelto a saber absolutamente nada.

El concejal del Grupo Municipal Socialista recordó que nuestra Región, en el año 2009, y en la ciudad de Albacete, un año después, se realizaron los inventarios de emisiones de Gases de Efecto Invernadero, que en el caso de Albacete cifraban en un millón las toneladas de C02 liberadas cada año a la atmósfera, de las que un 36% se correspondían al transporte; un 30% con el sector residencial y servicios; un 17% con la industria, y casi un 12% con la actividad agropecuaria; mientras que los residuos contribuían en casi un 4% a esta cifra. Mientras que, por el contrario, informó, las zonas forestales del término municipal de Albacete solo captaban al año 8.000 toneladas de C02.

Ante esta situación, prosiguió Sotos, el PP, al frente de las diferentes administraciones, “se está caracterizando por adoptar medidas que, en lugar de mitigar estos datos, los agravan, encareciendo el precio del transporte urbano o abogando por los combustibles fósiles, mediante técnicas tan agresivas para el medio ambiente como el fracking, mientras que, paralelamente, ha conseguido que se desmantele la apuesta que en este país, en la Región y en Albacete se estaba realizando por las energías renovables, como la eólica o la fotovoltacia”.

Para combatir esta situación, Ramón Sotos informó que el PSOE propone que se actualice el estudio de emisiones, que podría articularse a través de un convenio con la Universidad regional con un coste ínfimo, y que se apruebe un Plan Estratégico de Desarrollo Sostenible. Propuesta esta última, que ha realizado el Grupo Municipal Socialista en los debates sobre Estado del Municipio de 2012 y 2013, y que estaría en sintonía con la línea estratégica 8ª de la Agenda Local 21, que se centra en la lucha contra el cambio climático, así como en actuaciones en política hidráulica y agricultura, para reducir nuestras emisiones.

De hecho, Ramón Sotos argumentó que el PP puede utilizar como hoja de ruta la propuesta que comenzó a desarrollarse en corporaciones municipales anteriores, especialmente en la que comprendió el período 2007-2011, a través de la mencionada Agenda Local 21 y en la que se recogían cinco ejes de actuación cruciales.

El primero de ellos, rememoró Ramón Sotos, abogaba por un cambio en el modelo energético, que pasaba por un mayor ahorro y una mejor eficiencia energética y el fomento de Energías renovables, precisamente, subrayó, “estas son las áreas más olvidadas desde que el PP accedió a la Alcaldía de la ciudad y a la Presidencia de la Región”.

El segundo eje, prosiguió, apostaba por la movilidad sostenible, ámbito, en el que recordó, “la contribución del PP ha sido suprimir carriles bici, no adoptar una sola medida en pro de la peatonalización, ahuyentar a los ciudadanos del transporte público y no adoptar una sola medida a favor de la forestación o reforestación”.

Situación de parálisis e inmovilismo, lamentó, que también se aplica al 4º eje en el que se establecía la necesidad de apostar por la educación y la sensibilización social en la lucha contra el cambio climático; mientras que en el último eje estratégico, el 5º, que versa sobre la Agricultura y el Regadío, “ya sabemos cuál ha sido la apuesta del PP en el Plan Hidrológico del Júcar, que, además, penaliza los intereses y los derechos de la ciudad de Albacete”, concluyó.