Así lo ha afirmado el director general de Política Forestal y Espacios Naturales, , durante una de sus intervenciones en la comisión de las Cortes regionales en la que ha dado cuenta sobre las actuaciones llevadas a cabo en este incendio.

Entre las actuaciones previstas en la zona arrasada por el fuego, que incluye un total de 745 hectáreas del Parque Natural de los Calares del Mundo y la Sima —un 3,9 por ciento del total de la superficie de este enclave— Cuberos ha destacado la aplicación de albarradas trasversales para evitar la contaminación del suelo o la reparación y mejora de caminos.

Cuberos ha defendido la actuación de los profesionales que intervinieron en este incendio y ha puntualizado que las labores se realizaron de acuerdo al Plan Comarcal de Defensa contra Incendios Forestales de la y (Albacete), aprobado en febrero de este año y que es uno de los 5 ya aprobados del total de 24 planes que la Junta ha de establecer para otras tantas zonas de “alto riesgo” de incendio en la región”.

(Habrá ampliación)