Como destacaba desde la Organización, Eugenio de la Rosa, “esta edición cuenta con un tipo de género más selecto con antigüedades muy buenas, y creemos que va a estar muy bien”. Además señala que “la feria es muy conocida y es la única de antigüedades de Castilla la Mancha, por la que pasarán de 5000 a 7000 personas durante estos días”.

Se trata de la única feria de antigüedades de CLM que desde sus inicios ha evolucionado hasta consolidarse en Albacete, gracias al apoyo de los expositores y de instituciones como la Diputación y el Ayuntamiento y que se prevé que la visiten más de 5000 personas durante estos días.

Además con elevadas expectativas de ventas ya que Albacete es una ciudad aficionada al coleccionismo, algo por lo que los expositores apuestan de cara a tener presencia en “Antigua”.

Este es el caso de Ramón Jiménez de la joyería Gold Vintage que expone desde Aranjuez en esta feria con “expectativas muy buenas de ventas”.

Buena oportunidad también para los visitantes y aficionados al coleccionismo, que desde primera hora de la mañana se daban cita en el IFAB en busca de una pieza con la que agrandar su colección.

Este es el caso de Consuelo García, que visita todos los años la feria, y afirma que “me parece una feria interesante, suelen tener artículos curiosos como muchas cámaras antiguas que me gustan y cuadros”.

Una Feria que retoma su celebración este año después del parón en 2018, como señalaba el presidente de la Institución Ferial de Albacete, Juan Martínez Moraga, “con energías renovadas, mucha fuerza y con un excelente asesoramiento por parte de los expositores”.

El Responsable Provincial de Consumo de la Diputación de Albacete, Enrique Pagán, aseguraba que asistía al acto de inauguración destacando la relevancia de esta feria de antigüedades que servirá como punto de encuentro a las empresas que se dedican a este sector y en la que se aúna la cultura y la identidad de CLM, de España y de otros países expositores desde el punto de vista anterior a los años 60, lo que favorece a la competitividad del país.

“La Feria nos sirve de muestra de lo que es nuestra cultura, nuestra identidad desde el punto de vista de la decoración y de las monedas desde un punto de vista anterior de los años 60”. Además señalaba que “estamos apostando desde la Diputación por convertir la ciudad en un punto de encuentro de negocios, destacando un país invitado como Francia, buscando la internacionalización de las empresas para favorecer la competitividad del país, apostando desde la Diputación por este tipo de ferias”.

El Alcalde de la ciudad, Manuel Serrano señalaba que “es una feria para los amigos del coleccionismo y las antigüedades, para los grandes profesionales de Albacete y de otras comunidades autónomas, además contando con expositores de Francia, que desde hoy viernes hasta el próximo domingo exponen para seguir generando negocio y economía, por lo que invito a los albaceteños y a todos los que quieran venir de otras localidades de España para conocer esta gran Feria”.