Estos proyectos, que serán cofinanciados por el Fondo Social Europeo y el , dentro del Programa Operativo de Empleo Juvenil, deberán desarrollarse en los próximos meses de este 2019 y cada una de las entidades beneficiarias llevará a cabo un conjunto de actividades coordinadas para conseguir el objetivo final, que es la inserción en el mundo laboral o educativo de jóvenes, empadronados en Castilla-La Mancha mayores de 16 años y menores de 30, que se encuentran desempleados, no ocupados ni integrados en los sistemas de educación o formación, según ha informado la Junta en nota de prensa.

Para esta convocatoria se han presentado 29 solicitudes, de las que han resultado beneficiadas 16 entidades, que tras la valoración de la correspondiente comisión, que ha tenido en cuenta entre las prioridades la inclusión de la realización de prácticas laborales, han obtenido las mayores puntuaciones y el importe de los proyectos tiene cabida en la cuantía máxima de la convocatoria.

De estos 16 proyectos, diez se encuentran en zonas de inversiones territoriales integradas (ITI) y suponen una inversión en dichas zonas de 2.708.399 euros.

Se establece una lista de reserva de nueve entidades que cumplen los requisitos y que no han podido ser estimadas por rebasarse la cuantía máxima de la convocatoria. Por último cuatro solicitudes no han sido valoradas al no ser elegibles los proyectos o no estar comprendidas en el ámbito de la convocatoria.

Las iniciativas tienen que ver con acciones de orientación profesional, información laboral y acompañamiento en la búsqueda de empleo; programas de segunda oportunidad, formación, especialmente en idiomas y TIC; impulso de la Formación Profesional Dual y programas de movilidad para la mejora de competencias profesionales.