El delegado provincial de Economía, Empresas y Empleo, Julián Martín Alcántara, ha informado hoy de que la tasa de siniestralidad laboral, que es el indicador que mide el número de accidentes en relación al número de trabajadores, ha descendido un 2,7 por ciento en el año 2019 en la provincia de Toledo, “lo que viene a confirmar la tendencia de descenso en los últimos años”.

Martín Alcántara, que ha hecho esta afirmación al término de la reunión de la Comisión Provincial de Seguridad y Salud Laboral que se ha reunido esta mañana para analizar la evolución de los datos de siniestralidad laboral en la provincia, ha indicado que, atendiendo a la gravedad de los accidentes, “la tasa de accidentalidad ha descendido en todos ellos, destacando el descenso de casi el 25 por ciento en la accidentalidad mortal, así como del 3,1 por ciento en la tasa de accidentes graves”. En el caso de los accidentes leves, el descenso de la tasa se ha situado en el 2,6%.

“Aunque esta evolución de la siniestralidad respecto al año 2018 es favorable, estamos aún lejos del objetivo de accidentes cero, que debe ser el horizonte que nos debemos marcar y en ese esfuerzo lógicamente debemos estar todos los agentes implicados”, ha subrayado Julián Martín Alcántara.

Incremento del 3,2 por ciento en el número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social

En términos absolutos, hay que subrayar el descenso de los accidentes in itinere en un 4,1 por ciento, aunque los ocurridos en jornada se han incrementado un 0,5 por ciento. Así y con la suma de ambos, durante el año 2019 se han producido un total de 8.050 accidentes laborales, 14 más que en 2018, lo que supone un incremento del 0,2 por ciento de los accidentes en términos absolutos.

“Hay que tener en cuenta que estas cifras se producen en un escenario de mayor actividad económica, lo que se ha plasmado en los 177.115 trabajadores afiliados a la Seguridad Social en 2019 en nuestra provincia. Son 5.548 más que el año anterior, lo que supone un crecimiento del 3,2 por ciento”, ha puntualizado el delegado provincial de Economía, Empresas y Empleo.

En 2020 se incrementa un 11 por ciento la labor inspectora en PRL

El delegado provincial de Economía Empresas y Empleo recalcaba que, aunque en términos generales la evolución de la siniestralidad laboral en la provincia mantiene esa tendencia descendente por tercer año consecutivo, “debemos seguir siendo muy exigentes con las empresas en el cumplimiento de la normativa de Prevención de Riesgos Laborales y, con este objetivo, para este año 2020 vamos a llevar a cabo 1.898 inspecciones programadas, lo que supone el 30 por ciento de todas las actuaciones, y en términos porcentuales, supone un incremento del 11% respecto al año pasado”.

Asimismo, Martín Alcántara recordaba que “ya en 2019 y con respecto a 2018 las inspecciones en esta área ya se incrementaron un 24%” y añadía que estos incrementos en las actuaciones inspectoras en prevención de riesgos laborales obedecen, sin duda, a que la lucha contra la siniestralidad laboral es y sigue siendo una prioridad absoluta para el Gobierno de Castilla-La Mancha, al igual que para la Inspección de Trabajo y Seguridad Social”.

En cuanto a la actividad llevada a cabo por los técnicos del Servicio de Seguridad y Salud Laboral durante el año 2019, Martín Alcántara ha indicado que solo a través del Plan Reduce y el programa en materia de obras de construcción se han realizado 559 visitas a 301 empresas y obras.

En concreto, a través del Plan Reduce los técnicos han cursado un total de 279 visitas y seguimientos a 110 empresas seleccionadas. En este Plan están excluidas empresas que pertenecen a determinadas ramas de actividad definidas como prioritarias, tales como la construcción y las del ámbito sociosanitario.

En lo referente a obras de construcción, se ha realizado el seguimiento de 201 obras, con un total de 280 visitas. En este caso, hay que tener en cuenta que las obras de mayor entidad existentes en la provincia son de seguimiento exclusivo de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social.

Por otra parte, en la provincia se han tramitado durante 2019 un total de 71 expedientes de trabajos con amianto, realizándose los requerimientos necesarios para su aprobación, visita y seguimiento de las labores ejecutadas.

En lo que se refiere a programas específicos y microprogramas, en la reunión de la Comisión Provincial se ha detallado que se han realizado un total de 40 investigaciones, que han implicado 55 visitas y se continúa el seguimiento, dentro del microprograma de investigación de accidentes leves.

En el microprograma derivado de la investigación de accidentes graves y mortales, los técnicos de la Delegación Provincial han realizado 5 investigaciones, con un total de 9 visitas y posterior seguimiento a las empresas.

En el caso del microprograma específico de industrias manufactureras, se han realizado 6 actuaciones; en el específico del factor riesgo ruido se han realizado 8 actuaciones; 6 han sido las actuaciones en el microprograma sobre CNAE “Logística”; y 4 actuaciones en el programa sociosanitario. En todos ellos, se ha realizado un seguimiento posterior de las empresas.

Finalmente, se han realizado también 4 visitas derivadas de la gestión de subvenciones.

La Comisión Provincial de Seguridad y Salud Laboral, presidida por el delegado provincial de Economía, Empresas y Empleo, está conformada por representantes de la Administración regional, de la ITSS, dependiente del Gobierno de España, y de los agentes económicos y sociales de la provincia.