Así ha reaccionado el líder del Ejecutivo castellano-manchegos tras conocerse esta propuesta ‘popular’, asegurando en su perfil oficial de la red social que esta postura del PP nacional “a favor de los intereses de una parte en materia del agua es un desprecio para Castilla-La Mancha”.

Por ello, ha exigido a los dirigentes castellano-manchegos del PP “que se pongan claramente” al lado de Castilla-La Mancha en esta materia.