La diputada regional del Grupo Parlamentario Popular, , tuvo que abandonar este lunes la reunión de la Mesa de las Cortes ante “la actitud antidemocrática de Vaquero, quien le impidió tomar la palabra.”

Arnedo ha manifestado que, tras el “pacto de los sillones de Page y Podemos, a los diputados del GPP no se nos permite poder hablar como legítimos representantes de los castellano-manchegos, tal y como ocurrió en la Comisión de Presupuestos y en la Mesa de las Cortes, por lo que Fernández Vaquero está inhabilitado para ser presidente de las Cortes regionales.”

Según la también secretaria segunda de las Cortes, la propuesta del PP era poder debatir en un pleno únicamente el presupuesto de 2017 y el sábado, en otra sesión plenaria, la ley de medidas administrativas y el techo de gasto, pero Vaquero “se opuso porque el objetivo de Page es tratar de tapar el bochornoso presupuesto que trae de la mano de Podemos.”

Así, Arnedo ha explicado que estas cuentas regionales tienen ya “partidas presupuestarias falsas”. En este sentido, ha puesto como ejemplo que, “en Sanidad, dentro de los procedimientos de endoscopia que se externalizan, en el presupuesto actual se contemplan 15.000 euros y, en julio de 2017, se habían gastado 161.820 euros. Y ahora quieren aprobar unos presupuestos recogiendo en esta partida los mismos 15.000 euros”, ha denunciado.

Además de esto, y en relación con el consejero de Hacienda Ruiz Molina, Arnedo ha manifestado que “Page no puede querer tapar al consejero ilegal” y ha manifestado que “el PP pedirá la comparecencia para que se cumpla con la sentencia del y se entregue la documentación solicitada por el PP y que no se ha nos ha remitido.”

La referida sentencia señala al consejero de Page por “ocultar su supuesta incompatibilidad por un caso de `puerta giratoria´, al pasar de director gerente del , donde realizó contratos con la empresa por valor de más de 15 millones de euros y, a los 7 meses, incorporarse a esta misma empresa como director Negocio.”

Así, según la Ley del Gobierno y del , se establece la imposibilidad de los miembros del Gobierno, -incluidos los responsables gerentes como el del SESCAM-, de ponerse a disposición de las empresas con la que se haya contratado, al menos en los dos años posteriores a su cese.

Además de esto, Arnedo ha lamentado que, “en la tramitación de los presupuestos, el citado consejero se levantara de las Cortes regionales, al tiempo que ha señalado que Ruiz Molina tiene en la mentira y el engaño su forma de hacer política.”

De este modo, ha recordado que “el citado consejero se hizo famoso por presupuestar a la Seguridad Social un 30% menos para seguros sociales del SESCAM siendo gerente, y además dio orden de cargarse las 16 enmiendas del PP que proponían una rebaja de impuestos a los ciudadanos y es especialista en no ejecutar el presupuesto”, ha concluido.