El delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, , que ha presentado esta campaña junto al presidente de Aspaym Toledo, , y el teniente coronel del sector de Tráfico de la Guardia Civil en Castilla-La Mancha, , ha señalando que lo más importante de esta campaña es “la concienciación de todos los conductores”.

Gregorio ha explicado que los voluntarios de Aspaym que participan en esta campaña —que comenzó este pasado lunes, 11 de julio, y finalizará este domingo, día 17 del mismo mes— son en su mayoría personas con lesiones medulares derivadas de accidentes de tráfico, y ha señalado que estas se dedicarán a “informar y trabajar en la concienciación de todos los conductores” respecto al uso y mantenimiento de los elementos de seguridad de los vehículos en los controles que la Guardia Civil establezca en las carreteras.

El delegado ha agradecido a Aspaym “su trabajo solidario en ayudar a los demás”, considerando que esta iniciativa “mira por las vidas de los demás”. En concreto, ha detallado que los voluntarios y los agentes de la Guardia Civil harán hincapié en “el riesgo de los vehículos en mal estado y las consecuencias irreversibles que puede tener no hacer caso a los elementos de seguridad vial”.

José Julián Gregorio ha comentado que la DGT tiene “preocupación” por la antigüedad de los vehículos en España, señalando que, mientras que en 2014 la antigüedad media del parque móvil nacional era de 12 años y tres meses, en 2016 es de 14 años.

En este sentido, ha apuntado que un estudio elaborado por la DGT constata que el riesgo de sufrir un accidente aumenta un 1,6 por ciento en los vehículos de más de 10 años y un 2,2 por ciento en los de más de 15 años de antigüedad.

El delegado del Gobierno en la región ha incidido en que, antes de realizar viajes, es necesario “repasar en un taller habilitado el mantenimiento integral del vehículo y revisar los elementos de seguridad”.

Del mismo modo, ha remarcado la importancia de “revisar el alumbrado y la señalización, cambiarlos cuando proceda y encender las luces cuando corresponda”.

Además, ha recordado que, cuando se vayan a realizar viajes este verano, se debe “conducir con ropa cómoda, no beber nada de alcohol, haber descansado el día anterior y parar en periodos de 200 kilómetros o de dos horas”.

FALLOS MÁS HABITUALES

Por su parte, José Antonio Mingorance ha explicado que los fallos más habituales en los elementos de seguridad de los vehículos se dan en los neumáticos. “Solemos apurar los neumáticos, que son el factor más importante de la seguridad del vehículo porque son los que están en contacto con la calzada”, ha añadido.

Mingorance también ha recalcado que otros fallos comunes suelen ser los relacionados con el alumbrado del vehículo, su señalización o no haber pasado la Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

El teniente coronel ha detallado que el vehículo es responsable de un seis por ciento de los accidentes, algo que se traduce en “una cifra importante de víctimas en carretera”.

Por ello, ha considerado “fundamental” la participación de los voluntarios de Aspaym en este tipo de campañas porque “aunque el agente está realizando su función, no llega lo mismo a los usuarios que ver la experiencia y la realidad que puede aportar una persona que ya ha sufrido este tipo de accidentes”.

Finalmente, José Ramón del Pino ha recordado que Aspaym está colaborando desde 2007 con la DGT en iniciativas de este tipo y ha destacado la “progresión” en la concienciación de los conductores como consecuencia de estas campañas.

Del Pino ha considerado “positiva” la colaboración también con la Guardia Civil y la Delegación del Gobierno y ha manifestado que “es más impactante” que los mensajes de seguridad vial sean transmitidos por personas que ya tienen una lesión medular”.

“Ojalá llegue un día en que no sea necesario hacer este tipo de campañas porque todos estamos concienciados y hay cero accidentes”, ha finalizado.