La consejera de Bienestar Social del , , ha celebrado el anuncio del presidente regional, , sobre incrementar en un 8% en los presupuestos generales de la Comunidad Autónoma del próximo ejercicio, subida que llega pese a que el montante final será “similar” a las cuentas en vigor aprobadas en 2018.

Así lo ha puesto de manifiesto en una entrevista con Radio Castilla-La Mancha recogida por Europa Press, donde ha dicho que el hecho de subir estas partidas pese a que las cuentas no serán expansivas “es una apuesta del Gobierno por el bienestar”, ya que repercutirán a la baja en otras partidas.

“Sin mucho incremento presupuestario, se va a volcar el dinero a lo que necesita la ciudadanía”, ha dicho Sánchez celebrando la “valiente apuesta” de Emiliano García-Page por los servicios sociales.

400 MILLONES DE DEUDA EN DEPENDENCIA

De otro lado, se ha referido a la deuda que el Estando mantiene con Castilla-La Mancha en materia de dependencia, que ya supera los 400 millones de euros.

En este punto, ha reclamado al Gobierno nacional que su aportación en este ámbito llegue por fin al 50% establecido con las comunidades autónomas, insistiendo en que tiene que pagar los “atrasos acumulados” desde gobiernos del PP.

Tras “remontar el bajón” en esta área en Castilla-La Mancha, Sánchez ha exhibido que “se están salvando los muebles” en la materia pero “siempre mirando al ”, de quien depende poder cubrir todas las prestaciones. “Hay que apostar por los cuidados, y creo que en Castilla-La Mancha se está haciendo”, ha aseverado.