El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, manifestó hoy su apoyo a la fiesta taurina, ante la polémica surgida en el Parlamento catalán, durante el acto de presentación del la infraestructura Wimax Móvil en el municipio albaceteño de Caudete, pionero en toda Europa en el despliegue de esta tecnología.

Así, Barreda destacó que los políticos “deben tener la fiesta en paz y dejar a la fiesta en paz” y aceptó una invitación del alcalde de Caudete para asistir a un festejo en la plaza de toros de esta localidad, de estilo modernista, que ha calificado de “magnífica”, tras poder visitarla on-line, gracias a la infraestructura tecnológica iniciada por el ayuntamiento caudetano.

Estas declaraciones surgen en el marco del debate sobre la fiesta taurina que se está desarrollando en el Parlamento catalán y sobre el que se han pronunciado otros políticos como la presidenta de la Comunidad de Madrid, , quien afirma que los toros deberían protegerse como bien cultural.