En un comunicado, el sindicato se ha pronunciado así a raíz de la publicación del Índice de Precios al Consumo del mes de junio, que en la región ha bajado dos décimas con respecto a mayo, situándose la tasa de variación anual en el 0,2%, lo que supone cinco décimas menos con respecto a la registrada en el mes anterior.

Al respecto, la secretaria regional de Acción Sindical y Formación Sindical del sindicato, Carolina Vidal, ha señalado que se ha cumplido un año desde que sindicatos y patronal suscribieron a nivel nacional el IV Acuerdo por el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC), que ha supuesto un punto de inflexión para los salarios, impulsando una mejora del poder adquisitivo de los mismos, especialmente de los más bajos, con la aplicación de un salario mínimo de convenio de 14.000 euros anuales.

Tras la firma, en Castilla-La Mancha la subida salarial media en los convenios colectivos sectoriales suscritos se sitúa en el 1,93%, muy cerca del 2% acordado en el citado acuerdo, ha explicado Vidal, quien ha insistido en reclamar que hay que seguir incrementando los salarios, “para que las personas trabajadoras también sean partícipes del crecimiento y la riqueza que se está generando y cuyos efectos son evidentes sobre los beneficios de las empresas y el crecimiento de la economía”.

A juicio del sindicato, la devaluación salarial y el empeoramiento de las condiciones laborales que han sufrido las personas trabajadoras en los últimos años consecuencia de la crisis y de la reforma laboral “es fundamental que sea corregida para revertir esta situación y para garantizar estabilidad a las personas” y también para “reequilibrar las relaciones laborales, pues la reforma laboral ha supuesto un grave ataque a la negociación colectiva, dando al empresariado el poder de modificar de forma unilateral lo pactado”.