La vigilancia se realizará en carreteras convencionales e incluirá tanto controles de velocidad, como de alcoholemia, documentación o uso del móvil, entre otros criterios y serán los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil quienes ejecuten la campaña, que durará hasta el domingo, día 29.

Interior ha explicado que uno de los motivos para llevar a cabo una vigilancia especial en vías convencionales se debe a que durante 2016 fallecieron 964 personas en accidentes de tráfico en este tipo de carreteras.

Para el inicio de la campaña, la subdirectora adjunta de Circulación de Tráfico, , acudirá hasta uno de los puntos donde se llevarán a cabo controles para presenciar trabajo de los agentes.