“Nos encontramos con una medida cuanto menos, indecente. Una vez más el señor Casado y el PP dejan patente la falta de respeto de ‘las derechas’ hacia las mujeres, en este caso hacia las que son inmigrantes, aunque faltaría añadir a las mujeres inmigrantes pobres”, ha denunciado la secretaria regional de Mujeres e Igualdad de CCOO, .

Así, Martínez ha dicho que “no ha pasado ni una semana desde que el 8 de marzo una marea de mujeres y también de hombres de todas las edades y condición salieran a las calles a reivindicar una sociedad más igualitaria y más justa para las mujeres” y ya se han obtenido los primeros resultados “de lo que para el PP, en su particular lectura, deben ser las políticas en materia de igualdad”, según ha informado CCOO en nota de prensa.

Esta propuesta ya se encuentra recogida en el protocolo contra el abandono de recién nacidos de la Comunidad de y que el PP pretende ahora implementar a nivel nacional. Según este protocolo “la entrega del bebé no tiene consecuencias legales ni administrativas para la mujer”.

En este sentido, Martínez ha dicho a los ‘populares’ que “no se olviden de que hablamos de mujeres y de bebés, no de situaciones administrativas, y que la protección a la maternidad pasa por proteger a las madres y también a los recién nacidos”.

“Un despropósito político más, que nos quiere retrotraer a tiempos pasados en los que la decisión, la integridad y la dignidad de las mujeres valían muy poco”, ha aseverado la secretaria regional de Mujeres e Igualdad, que ha exigido al PP “mesura en las propuestas y medidas que afecten a la dignidad de las personas y, en especial, a las que se encuentran en riesgo de mayor vulnerabilidad”.

El sindicato ha recordado que las mujeres extranjeras en situación irregular pueden regularizar su situación en España por alguno de los motivos que prevé el marco normativo vigente, bien por razones excepcionales de arraigo en la sociedad española, bien por razones humanitarias e incluso bien por ser víctimas de delitos como la trata con fines de explotación sexual o por ser víctimas de violencia machista.

Igualmente, si el origen de la mujer extranjera no está determinada o no adjudica la nacionalidad de forma automática al bebé, el mismo pasa a ser español automáticamente a los efectos de serle aplicada la legislación internacional sobre menores, que impide que un niño nazca sin nacionalidad. Por ello, esa mujer puede pasar a ser madre de menor español y no susceptible de ser expulsada.

RECTIFICACIÓN

Por otro lado, el secretario regional de CCOO, Paco de la Rosa, ha exigido al presidente del Partido Popular una “inmediata rectificación en las declaraciones realizadas y también en sus políticas”.

“Ningún partido que se considere democrático puede permitirse el lujo de hacer propuestas como las que está planteando, relativas a las mujeres extranjeras embarazadas que se encuentren en situación irregular”, ha asegurado.

En este sentido ha dicho que le “preocupa mucho” que “desde la derecha política se estén atravesando demasiadas líneas rojas”. En CCOO “estamos muy preocupados por el ritmo que están cogiendo algunas políticas reaccionarias en este país”.