Así lo ha manifestado en declaraciones a los medios el secretario general de CCOO en Castilla-La Mancha, de la Rosa, acompañado por la secretaria general de la de CCOO en la región, , el secretario provincial de UGT en Toledo, , y el secretario general de , y Consumo de UGT en la región, , en la concentración celebrada en Toledo.

“Estamos aquí para hacer una llamamiento a la patronal, creo que lo que está pasando con el pequeño comercio es una irresponsabilidad de la patronal y no del respeto a las conductas en el diálogo social y negociación colectiva”, ha afirmado De la Rosa.

En este sentido, ha indicado que el Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) que suscribieron a nivel estatal sindicatos y patronales debería servir para recuperar el nivel adquisitivo de los trabajadores y la economía de Castilla-La Mancha.

“No tiene mucho sentido que el sector que vive del consumo interno no esté por la labor de adecentar los textos de los convenios y de recuperar al menos una parte del poder adquisitivo”, ha señalado.

El secretario regional de CCOO ha recordado que el AENC recoge subidas salariales “muy razonables” entre el 2 y 3 por ciento. En concreto, ha detallado que en todos los sectores de la economía contempla una subida del 2 por ciento en concepto fijo y el 1 por ciento restante “iría ligado a la realidad del sector”.

En el caso del sector del comercio, ha asegurado que, después de cuatro años de crecimiento, el comercio está recuperando y “podría mantener subidas salariales que estén cercanas al 3 por ciento, perfectamente”.

De la Rosa ha puntualizado que es “muy difícil” avanzar en materia de negociación cuando hay “ausencia de diálogo” por parte de la patronal y cuando las mesas de negociación “son a veces una tomadura de pelo” para llegar a un acuerdo.

CERCA DE 30.000 AFECTADOS

De su lado, Brigi Soánez ha apuntado que el bloqueo del convenio de comercio afecta a 30.000 personas en Castilla-La Mancha. “La idea de la patronal es no revalorizar los textos del convenio y no respetar el AENC”, ha señalado.

Soánez ha indicado que los trabajadores de los comercios de la región “están cansados” de no revalorizar su nivel adquisitivo y porque sus ingresos están por debajo de lo que ingresa el sector.

Por su parte Manuel Sobrino ha señalado que las concentraciones de este viernes pretenden visibilizar que hay determinados sectores donde las patronales son “poco receptivas” a negociar.

CONTROL DE LA JORNADA LABORAL

En la provincia de Toledo, ha concretado que (Fedeto) “se niega” a establecer en el convenio un control de la jornada laboral de los trabajadores. “Eso significa que se hacen contratos de media jornada y los empleados trabajan jornada y media si hace falta”, ha manifestado.

“No se porqué la patronal se niega a un control de la jornada si es una obligación como empresario, no se porqué se niega a aceptar que el pequeño comercio tiene otras características. Cuando se lo preguntamos nos dice que a ellos les interesa”, ha manifestado.

Además, ha indicado que Fedeto se ha aliado con las grandes superficies para abrir los establecimientos los domingos y festivos, “cuestión que al pequeño comercio le viene fatal”.

En este sentido, ha añadido que la patronal está empeñada en abrir los comercios “cuantos más domingos y festivos mejor” provocando que “los trabajadores de comercio no tengan derecho a ninguna fiesta hasta mediados de enero”.

Alberto Sánchez ha subrayado que el convenio del sector de comercio tiene una serie de problemas añadidos que afectan a 9.000 trabajadores de una provincia, que “tira del sector servicios de comercio y hostelería”.

“SUBIDA SALARIAL RIDÍCULA”

“No entendemos cómo la sinrazón de la patronal no quiere aplicar el AENC y propone aplicar una subida salarial ridícula del 1,2 por ciento, 1,3 por ciento y 1,4% en los próximos años, un insulto a la inteligencia y insuficiente”, ha manifestado.

Alberto Sánchez ha indicado que la patronal se niega a negociar el convenio colectivo que lleva 30 años sin revisarse, y ha afirmado que dará “unos resultados muy perjudiciales” para los trabajadores.

En concreto, ha puntualizado a que la patronal no quiere establecer en el convenio la clasificación profesional, tiempos de trabajo y la conciliación de la vida personal con la profesional.

Por ello, también ha instado a la patronal a que se siente a negociar de manera responsable para avanzar en un convenio que lleva bloqueado desde 1 de enero de 2018.

Preguntado por si van a celebrar movilizaciones durante la Navidad, ha apuntado que UGT no descarta nada, pero van a esperar a que la patronal reaccione ante esta situación y desbloquee la mesa de negociación para que el conflicto este solucionado antes de las fechas navideñas.