Gómez ha estado acompañada por el gerente de Cermi en Castilla-La Mancha, José Antonio Romero, y el presidente de la , , en la presentación del manifiesto y los actos de conmemoración del Día Internacional de las Personas con Discapacidad.

La presidenta ha concretado que Cermi se encuentra en negociaciones con el Gobierno de la región, que ha propuesto una subida de la subvención al sector de la discapacidad de 4,1 millones de euros, aunque, a su parecer, “harían falta otros 3 millones para afrontar la subida salarial”.

En este sentido, ha indicado que Cermi espera una respuesta distinta a la actual debido que el sector de la discapacidad está “muy preocupado porque no se sabe como se va afrontar esta subida del Salario Mínimo Interprofesional”.

Gómez ha explicado que el sector de la discapacidad está compuesto por 145.000 personas atendidas y 9.000 trabajadores en Castilla-La Mancha, “es la segunda empresa más grande de Castilla-La Mancha después de la Administración regional”.

Además, ha añadido que el Gobierno regional ha ofrecido destinar al sector de la discapacidad el 2,5 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) del año 2019, el 3 por ciento en 2020 y el 2,5 o 3 por ciento en 2021, para “alcanzar por tramos el incremento de gasto que va a suponer la subida salarial”.

En este sentido, ha señalado que el Gobierno regional ha traslado a Cermi que no puede incrementar la partida presupuestaria debido a que a nivel nacional se está gobernando con unos presupuestos prorrogados que no dejan un margen de maniobra para incrementar la subvención.

“La complejidad se debe a que a nivel estatal el presupuesto no tiene suficiente techo de gasto, esto supone que hay dificultades para asumir las demandas. El Gobierno regional tiene limitado la subida, aunque la partida de la discapacidad que se va a incrementar es insuficiente”, ha apuntado.

EQUIPARACIÓN SALARIAL

Por su parte, el gerente de Cermi en Castilla-La Mancha, José Antonio Romero, ha detallado que los salarios en el sector de la discapacidad llevan dos años congelados, por ello ha pedido también una equiparación salarial y buscar otro consenso.

Romero ha indicado que “si no se puede cubrir los salarios” cada entidad tendrá que tomar decisiones como reivindicaciones en la calle, cerrar centros o servicios que ofrecen, entre otras, aunque ha puntualizado que el sector de la discapacidad busca el consenso y la mejor manera de solucionar esta situación.

Por otro lado, ha desgranado el manifiesto que ha preparado Cermi con motivo del Día Internacional de las personas con Discapacidad, 3 de diciembre, que reivindica un desarrollo rural inclusivo que libere el potencial de las personas con discapacidad que residen en el medio rural de Castilla-La Mancha.

En este sentido, ha indicado que el 52 por ciento de las personas con discapacidad de la región viven en este entorno, la segunda comunidad autónoma de España con más personas discapacitadas en el medio rural.

“Queremos destacar el empoderamiento de las personas con discapacidad es fundamental porque en pocos años nuestro medio rural se está despoblando”, ha señalado para decir que hace falta que se desarrollen en políticas inclusivas en el medio rural que favorezcan la inclusión laboral y educativa.

Romero ha subrayado que estas políticas deben favorecer a que el transporte se adapte o que fomente el desarrollo de las personas discapacitadas para que tengan “las mismas oportunidades” que las personas sin discapacidad.

20 AÑOS DE CERMI

Además, ha informado que el 12 de diciembre se va celebrar el Foro ‘20 años Cermi Castilla-La Mancha’ bajo el lema ‘Construimos el futuro mejorando el presente’ donde se hablará de discapacidad, derechos, políticas públicas y participación.

El gerente de Cermi ha concretado que este Foro se va celebrar en el Campus Universitario de la Fábrica de desde las 9.00 horas y tiene como finalidad construir las bases de un documento sobre los temas tratados, que se presentará a los grupos políticos.

ACCESIBILIDAD

El presidente de la Federación Nacional Aspaym, José Ramón del Pino, ha resaltado que se siguen sin tener en cuenta la accesibilidad para las personas discapacitadas, algo que “no es un capricho, sino un derecho”.

Del Pino ha apuntado que la accesibilidad es mucho más significativa en el entorno rural. “Luchamos por una ciudad igual para todos y para tener una vida normal”, ha apostillado, al tiempo que ha reivindicado que hace falta una ley con la que se cumplan los objetivos y se respete los derechos en este entorno.