La consejería presentó este nuevo texto en la reunión que mantuvo el pasado lunes el actual Consejo Asesor Agrario de CLM, justificando la necesidad de modificar la normativa de este órgano de participación por la entrada en vigor de la Ley de Igualdad entre Mujeres y de Castilla-La Mancha, ley que en absoluto puede ser causa de exclusión de los sindicatos más representativos de la región.

“El sector agrario de la región lo conforman 140.000 titulares de explotaciones agrarias y ganaderas, pero también 60.000 trabajadoras y trabajadores asalariados por cuenta ajena; que también contribuyen a que este sector mantenga su dimensión actual en nuestra economía y contribuya al desarrollo social de nuestra comunidad autónoma”, señalan los responsables de CCOO-Industria y FICA-UGT; que recuerdan que ambos sindicatos son, así mismo, los más representativos de los trabajadores de la industria agroalimentaria de CLM, que emplea a otras 25.000 personas.

“Nuestra presencia en el CAA-CLM responde al Decreto 63/1985 de 11 de junio, que reserva cuatro de los 28 vocales a “representantes de las centrales sindicales de mayor implantación regional, asegurando que están representadas las ramas del sector de trabajadores del campo y de trabajadores de alimentación.”

“Durante todos estos años hemos participado llevando la voz de los trabajadores a las distintas reuniones, realizando las aportaciones y consideraciones oportunas en defensa del sector agrario de nuestra región, con especial atención a las condiciones laborales de los asalariados de la agricultura, la ganadería y la industria agroalimentaria”.

“Desconocemos los motivos por los que, manteniendo el objeto y las funciones del CAA-CLM, su naturaleza y adscripción como órgano colegiado permanente de asesoramiento, participación, diálogo y consulta de la JCCM en materia agraria y agroalimentaria, se nos pretende excluir como miembros en la composición del mismo”

“La ausencia de los trabajadores y de sus sindicatos se hace aún más grave cuando el proyecto presentado por la Consejería obvia en todo su contenido a los asalariados, que forman parte esencial del sector agrario y de la industria agroalimentaria”.

“El nuevo Decreto sí atiende a las políticas que pueden afectar a los ‘profesionales agrarios’, pero dando por hecho que solo los dueños de las explotaciones son profesionales agrarios. ¿Acaso los trabajadores del campo no son profesionales de su sector?”

También alude el borrador a ‘la mejora y el fomento del empleo y la formación en materia agraria’; pero, al parecer, la consejería de Agricultura prefiere tratar estos puntos sin la presencia de la representación sindical de los trabajadores.

“Estas decisiones políticas de la consejería fomentan de manera clara la invisibilización de los trabajadores del sector. Desde hace ya demasiados años venimos denunciando que las condiciones de trabajo en el campo distan mucho de ser decentes; y prueba de ello son las sucesivas actuaciones y denuncias no solo de CCOO y UGT, sino también de la inspección de trabajo y de la Guardia Civil.”

“Como sindicatos más representativos, queremos y exigimos estar presentes en todos los ámbitos institucionales de participación donde se hable de las condiciones laborales y sociales de los trabajadores.”

“Consideramos inaceptable la decisión de la consejería de Agricultura de excluirnos del Consejo Asesor Agrario y solicitaremos una reunión urgente con la dirección general de Participación Ciudadana y con la Vicepresidencia del de la que depende, para tratar este asunto.”