La presidenta del Gobierno regional, , ha transmitido un mensaje a todos los castellano-manchegos para invitarles a “vivir y disfrutar de estos días de Semana Santa aquí, en nuestra tierra”. Según Cospedal, se trata de unos días de sentimiento religioso, con una gran relevancia, además, desde el punto de vista cultural, patrimonial y turístico. “Vivamos y disfrutemos juntos la Semana Santa. Vivamos y disfrutemos juntos Castilla-La Mancha”, ha pedido la presidenta a sus conciudadanos con motivo de estos días.

La presidenta regional ha valorado que la Semana Santa de Castilla-La Mancha cuenta con varias citas declaradas de interés turístico internacional, como son Cuenca, y, desde este año, Toledo; así como otras tantas lo son con interés nacional o regional.

Motivo de unión y reunión de las familias

Sin embargo, pese a tratarse de distinciones importantes, la presidenta ha valorado que, al fin y al cabo, “las celebraciones de la Semana Santa en nuestra tierra tienen un rico componente entrañable, propio, austero y vivo, motivo de unión y reunión de las familias en los pueblos y ciudades de la región”.

Por todo ello, según la presidenta regional, “son días para disfrutar de nuestra gastronomía, de nuestros paisajes y monumentos y, en este año tan especial, centrarnos en el IV Centenario del fallecimiento del Greco, con exposiciones, certámenes, conciertos, etc”.

En relación con la Semana Santa de Castilla-La Mancha, Cospedal se ha mostrado “profundamente orgullosa de la inmensa labor de todos los cofrades y hermanos; de todos los ciudadanos que se involucran y permiten que las procesiones y actos sigan creciendo en belleza y solemnidad, haciendo cada vez más rica y más grande la Semana Santa de Castilla-La Mancha”, ha concluido.