A juicio del líder de la formación de izquierdas ya es hora de “ponerle freno” a la grave despoblación que sufre Castilla-La Mancha. “Vamos con años de retraso para poner en marcha medidas que hagan que los castellano-manchegos puedan quedarse a vivir en nuestros pueblos”, ha indicado en nota de prensa.

“Durante mucho tiempo hemos visto fuertes recortes en los principales servicios públicos, como por ejemplo en educación o en sanidad, y que son fundamentales para la supervivencia de los pueblos de nuestro territorio”, ha indicado, a lo que ha añadido que “se tienen que recuperar estos servicios de forma urgente, junto a otros como son el transporte, el empleo de calidad y estable o los servicios sociales”.