La mesa redonda contará con la participación de , alcalde de Aras de los Olmos, un pueblo valenciano de apenas 400 habitantes que en 2017 logró la declaración de Reserva Starlight, según ha informado el Ayuntamiento de Yebes en nota de prensa.

Además, en este espacio de debate se sentarán , presidente de ; , integrante de Lumínica Ambiental y experta en la gestión del sello Starlight, y el Museo de la Ciencia de Castilla-La Mancha, entidad implicada en el astroturismo de la provincia de Cuenca.

Talleres, conferencias, planetarios y cine son algunas de las actividades de ‘Expoastronómica 2019’, que se desarrollará entre el viernes, 8 de marzo, y el domingo, 10 de marzo.

El Ayuntamiento de Yebes ha invitado a la Junta de Comunidades, la Diputación, las asociaciones de turismo y hostelería de la provincia de Guadalajara y a los propietarios de establecimientos rurales a participar en esta mesa de debate.

A este respecto, el Consistorio ha animado a las administraciones y a los touroperadores a que pongan en valor algunos lugares “privilegiados” del firmamento guadalajareño que se localizan en las comarcas de la Sierra o el Señorío de Molina como Campisábalos, Peralejos de las Truchas, Checa o Somolinos, o de La Alcarria como Las Inviernas, Peñalver o Mantiel.

En ese sentido, el alcalde de Yebes, , ha aclarado que las provincias de , , , o Cuenca, afectadas, a su parecer, por la despoblación, “sí han sabido explotar sus condiciones ambientales para favorecer y promover iniciativas que generan actividad económica y empleo y fijan demografía”.

Para Cócera, el astroturismo requiere de “emprendedores con visión de futuro” que entiendan que se trata de “un reclamo turístico más que aporta valor añadido a las empresas, alojamientos turísticos, comarcas o parques naturales”.

El regidor municipal ha recordado que en Yebes se ha aprovechado el Observatorio para generar sinergias en torno al cielo y el universo. Entre ellas, ha citado el Aula de Astronomía, la , las observaciones nocturnas, la feria Expoastronómica o los campamentos científicos de verano con actividades que cada año movilizan a 10.000 visitantes.

Al hilo de esta idea, ha considerado que el astroturismo es una alternativa al modelo turístico tradicional porque “reivindica la protección y observación del cielo como un derecho de la humanidad y aúna la divulgación científica y el desarrollo sostenible de las zonas rurales”.