Los datos del INE reflejan que el empleo en el sector servicios aumentó en el quinto mes del año un 2,6% en la región, una décima por debajo de la media nacional que fue del 2,7%.

A nivel nacional, la cifra de negocios de la industria se disparó un 12,8% el pasado mes de mayo respecto al mismo mes de 2016, mientras que las entradas de pedidos del sector se incrementaron un 7,9%.

Con el dato de mayo, la facturación de la industria vuelve a terreno positivo tras haber retrocedido en abril un 3,9%. De este modo, la tasa registrada en el quinto mes del año es 16,7 puntos superior a la del mes anterior.

Por su parte, los pedidos del sector aumentaron un 7,9% interanual en mayo después del tímido crecimiento del 0,2% que experimentaron en abril.

Corregido el efecto calendario y la estacionalidad, la cifra de negocios de la industria se incrementó un 10,8% el pasado mes de mayo en tasa interanual, tres puntos más que en abril, mientras que los pedidos del sector crecieron un 5,9%, moderando en casi cuatro puntos la tasa de abril (9,7%).

En términos mensuales (mayo sobre abril) y excluyendo la estacionalidad y el efecto calendario, la facturación de la industria avanzó un 1,9%, frente al retroceso del 0,1% del mes anterior y la bajada del 0,9% de un año antes.

Por su parte, las entradas de pedidos progresaron un 0,5% en mayo respecto al mes anterior, tasa una décima inferior a la del mes anterior y muy por debajo del avance mensual del 4,1% de mayo de 2016.

LA ENERGÍA DISPARA SUS VENTAS Y SUS PEDIDOS UN 23%

Por sectores industriales, la energía fue el que más elevó sus ventas en mayo, con un avance interanual del 23,5%, seguido de los bienes intermedios (+14,8%); los bienes de consumo duradero (+12,2%); los bienes de consumo no duradero (+10,9%) y los bienes de equipo (+9,6%).

Por comunidades autónomas, la cifra de negocios de la industria aumentó en todas ellas en términos interanuales. Los mayores aumentos se registraron en (+21,6%), Extremadura (+18,5%) y Andalucía (+17,7%).

En cuanto a los pedidos, en mayo se vieron impulsados por todos los sectores industriales, salvo los bienes de equipo (-5,4%). El mayor avance lo registró la energía (+23,9%), seguido de los bienes intermedios (+15,2%); los bienes de consumo duradero (+13,2%) y los bienes de consumo no duradero (+11,5%).

En mayo, las entradas de pedidos aumentaron en trece comunidades autónomas, se mantuvieron sin cambios en Canarias y retrocedieron en Aragón (-9,1% interanual); (-4,3%) y (-2,3%). Los mayores aumentos se producen en (+36,1%), Baleares (+26,1%) y Andalucía (+17,7%).