El presidente del gigante metalúrgico , , ha avanzado que la planta piloto de fabricación de silicio para placas fotovoltaicas que FerroSolar, empresa vinculada a la multinacional, está construyendo en (Ciudad Real) podría estar lista “antes de doce meses” y creará, en una primera fase, 150 puestos de trabajo directos tras una inversión inicial de más de 70 millones de euros.

En el transcurso del acto de presentación del proyecto celebrado este martes en las instalaciones de la antigua factoría de Silicio Solar, López Madrid ha destacado que el proyecto de Puertollano ha sido el primero que se desarrolla en instalaciones de nueva localización adquiridas por la compañía, al tiempo que ha puntualizado que el objetivo es la producción de silicio de calidad solar para placas fotovoltaicas mediante un innovador sistema de producción como alternativa al tradicional proceso químico de transformación para conseguir la pureza del silicio. Un método, ha recordado “muy contaminante y enormemente intensivo en el consumo de energía”.

López Madrid ha estado acompañado por presidente de Castilla-La Mancha, ; el presidente de la Diputación de Ciudad Real, ; la alcaldesa de Puertollano, Mayte Fernández; y el ejecutivo del grupo FerroGlobe, , entre otros cargos institucionales, empresariales y sindicales.

Durante su intervención, López Madrid ha recordado que FerroGlobe es “el mayor productor de metal silicio del mundo” y ha destacado la apuesta por Puertollano para el desarrollo de un “enorme reto tecnológico” que se plantea una producción “más eficiente, rentable y ecológica”. En este sentido confía en que a esta primera fase suceda otra segunda hasta alcanzar una plantilla total de entre 400 y 500 trabajadores, si bien ha pedido “ayuda” a las administraciones para conseguir ese “reto”.

EL “CARIÑO OFICIAL” DE GARCÍA-PAGE

Por su parte, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García- Page, ha ofrecido toda la colaboración y el “cariño oficial” a López Madrid, a quien considera un “aliado sentimental” del Gobierno regional tras un periodo de implantación de FerroGlobe en el que las expectativas “han podido naufragar” por las “presiones” recibidas.

En todo caso el jefe del Ejecutivo de Castilla-La Mancha ha destacado que la llegada del gigante del silicio a Puertollano supondrá un “punto de inflexión” para una ciudad que va “en el buen camino” en la reconversión del sector energético y a la que aún aguardan “varios proyectos” empresariales de diferente tamaño en los próximos meses.

“Este proyecto que estamos planteando hoy, y que la Junta apoya, tiene un primer desarrollo de 150 puestos de trabajo directos y otros tantos indirectos, y además hay un planteamiento a medio plazo de entre 400 y 500 puestos de trabajo”, ha insistido García-Page, quien ha asegurado que la Junta de Comunidades ha “decidido” que “todos los esfuerzos que pueda haber en el sector de la industria relacionada con la energía puedan estar en Puertollano, que ha padecido estos últimos años algunas decisiones políticas del Ministerio de Industria que han ventilado empresas señeras en las que se había gastado mucho dinero público, como Elcogas”.

“Hoy Puertollano está reverdeciendo con proyectos sostenibles, como lo prueba esta presentación y la publicación, este martes, en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha, de la autorización ambiental de la planta eléctrica de biomasa que Ence proyecta en las antiguas instalaciones de Elcogas”, ha remachado.

ha hecho referencia a medidas de estímulo y de discriminación positiva para Puertollano, como el Plan de Empleo Plus, aprobado también este martes en ; un programa que destinará 5,8 millones de euros a la contratación tanto en la localidad ciudadrealeña, como en Talavera de la Reina () y las zonas ITI de Castilla-La Mancha.

RECHAZAR TIERRAS RARAS, DECISIÓN VALIENTE

En términos similares se ha expresado el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero, quien ha agradecido el interés de los inversores y se ha referido al “compromiso” del Gobierno castellano-manchego con un desarrollo industrial “respetuoso” con el medio ambiente. Así, se ha referido a la declaración de impacto ambiental negativa para el proyecto de minería de tierras raras en el como una “decisión valiente” que viene acompañada del impulso de proyectos como el de FerroGlobe que “interesa porque tiene un futuro ante la demanda de protección medioambiental”.

Por su parte, la alcaldesa de Puertollano, Mayte Fernández, ha brindado todo el apoyo del consistorio a los promotores del proyecto. En este sentido ha aseverado que la construcción de esta planta es la “oportunidad” que quiere para Puertollano, un “punto de inflexión” al amparo de un proyecto “responsable e innovador”. “FerroGlobe ya tiene en Puertollano y en su alcaldesa a los mejores aliados, y marcaremos este día en el calendario”, ha concluido.

DEMOLICIÓN DE LA ANTIGUA SILICIO SOLAR

La nueva planta de silicio de FerroGlobe es titularidad de , vinculada al grupo FerroGlobe, FerroAtlántica y a Aurinka en el marco de una ‘joint venture’. En la actualidad se están acometiendo las obras de demolición de una nave de la desaparecida Silicio Solar como paso previo a la construcción de una superficie más grande con capacidad para albergar los nuevos hornos.

Según ha explicado el ejecutivo de la multinacional, Benjamín Llaneza, se tratará de una factoría piloto de pequeña capacidad productiva. Está previsto que los trabajos de demolición finalicen en los primeros días de 2018, momento a partir del cual empezarían los trabajos de construcción que podrían prolongarse, al menos, entre cuatro y cinco meses. Llaneza ha señalado que la empresa ya ha comprado “equipos a medida” y patentados por el propio grupo.

Una vez puesta en marcha esta primera fase, y si todo sale según lo previsto, se acometería una segunda fase en otra planta para la producción de lingotes de silicio con un “valor añadido superior”.