En términos netos, la disminución ha sido del 67,5%, al pasar de los 6.147 millones de euros del primer trimestre de 2016 a los 1.997 millones en el primer trimestre de 2017, debido a distintas desinversiones.

El flujo de inversión productiva bruta extranjera descontadas las Entidades de Tenencia de Valores Extranjeros (ETVE) -que no generan efectos económicos directos- ascendió en el primer trimestre a 5.752 millones, un 76,9% más.

En términos netos y debido a algunas desinversiones, el flujo de inversión productiva neta (sin ETVE) disminuyó un 44% en datos interanuales, hasta los 1.349 millones.

Los seis primeros países concentran una inversión extranjera bruta (excluidas ETVE) del 84,7%, respecto del total. Entre los principales inversores destacan Alemania (39,1%), Francia (11,1%), Países Bajos (10,7%), Reino Unido (9,1%), Estados Unidos (7,8%) y Canadá con el 6,9%.

Por comunidades autónomas (excluidas ETVE), la de es la que acumula el mayor porcentaje de inversión, al acumular el 46,7% del total, tras recibir una inversión bruta de 2.361 millones entre enero y marzo, un 2,7% más que en el primer trimestre de 2016, según el Registro de Inversiones Exteriores.

Le siguen el País Vasco, con el 20,7% del total y una inversión de 1.914 millones, no comparable con la del mismo periodo del ejercicio precedente, y Cataluña, con el 18,9% del total y una inversión bruta de 856 millones, lo que supone un 69,4% más.

La Comunidad Valenciana recibió una inversión de 261 millones (un 3,6% del total), lo que supone un incremento del 460,8% respecto a los 47 millones del primer trimestre de 2016, mientras que la inversión bruta recibida por ascendió un 338,4%, hasta los 87 millones de euros (el 2,1% del total).

Le siguen Andalucía con una inversión bruta de 69 millones (+18,5%), Islas con 47 millones (-25,9%), Castilla y con 17 millones (+67,2%), con 15 millones (-62%), con 12 millones (+797,7%), Islas Canarias con 8 millones (+52%), Castilla-La Mancha con 6 millones (no comparable), con 5 millones (-65,4%), y Aragón y con un millón cada una (-86,5% y -92,9%, respectivamente). En el caso de y , y , la inversión fue inferior al millón de euros.

LA INVERSIÓN EXTERIOR ESPAÑOLA CAYÓ UN 51,4%

Por otro lado, en el primer trimestre de 2017 la inversión española directa total en el extranjero en términos brutos se situó en 4.301 millones de euros, un 51,4% menos que en el mismo periodo del año anterior. En términos netos alcanzó los 3.661 millones de euros, un 48,9% menos.

Descontadas las ETVE, la inversión española en el exterior sumó 4.247 millones, un 5,9% menos que en el primer trimestre de 2016, y en neto, las inversiones alcanzaron los 3.920 millones de euros, un 1,1% más que un año antes.

Los seis primeros países (Francia, Portugal, EE.UU., Brasil, Reino Unido y México) abarcan el 74% de la inversión española bruta total (sin ETVE). El destino principal de la inversión española ha sido Francia, con un 24,7% del total de inversiones; seguida de Portugal y Estados Unidos, con 510 millones de euros.

El 80,8% de las inversiones españolas se reparten entre cinco sectores: almacenamiento y actividades anexas al transporte (25,5% del total); servicios financieros (19,4% del total); reparación e instalación de maquinaria y equipo (15,4% del total; comercio al por mayor e intermediación de comercio (13% del total); y actividades de sedes centrales y actividad de consultoría de gestión empresarial (7,5% del total).