El Fondo de (Fogasa), organismo encargado de pagar los salarios e indemnizaciones a los trabajadores cuyas empresas están en quiebra o concurso de acreedores, ha abonado en prestaciones 54 millones de euros en 2011, lo que supone un incremento del 13,9 por ciento respecto a los pagos realizados en 2010, según datos del consultados por Europa Press.

El número de empresas afectadas y que tuvieron que echar mano del fondo asciende a 2.959 sociedades, mientras que el número de trabajadores beneficiarios de prestaciones ascendió en todo el año 2011 a 9.789 en toda la Comunidad.

Por otro lado, por provincias, Toledo fue la provincia que más prestaciones recibió del Fogasa, con algo más de 20 millones, seguida de Albacete, con 16,1 millones de euros; Guadalajara, con 5,1; Ciudad Real, con 4,4; y Cuenca, con 1,7 millones.

Las comunidades autónomas que han concentrado el mayor pago efectuado por el Fogasa en 2011 fueron Cataluña (359 millones), Madrid (201 millones), Comunidad Valenciana (191,4 millones), Andalucía (149,1 millones) y País Vasco (129 millones).

Le siguen en cuantía de prestaciones Galicia (75 millones), y Castilla y León (61,1 millones), Canarias (57,9 millones), Murcia (49,8 millones), Aragón (47 millones), Navarra (29,1 millones), Asturias (27,8 millones), Baleares (25,2 millones), Extremadura (17,7 millones), Cantabria (14,7 millones), La Rioja (9,49 millones), Ceuta (489.300 euros) y Melilla (221.500 euros).