Según ha dicho, si bien lamenta las circunstancias en las que se ha producido la dimisión de Cospedal, ha apuntado que acepta el reto de su sustitución “con todas las consecuencias”.

En todo caso, ha precisado que no ha recibido ninguna información oficial del partido al respecto y que ha conocido la noticia de la salida de su antecesora en el escaño cuando regresaba en coche desde Cuenca.

“Cuando uno es torero y le ofrecen torear, acepta”, ha dicho en referencia a lo que será su cuarta etapa como parlamentario en el Congreso.

Vañó llegó al Congreso como diputado en el año 2011 y fue portavoz del PP en la Comisión de Discapacidad del Congreso en la IX Legislatura.

Ha sido también teniente de alcalde de y Seguridad Ciudadana en Toledo y asesor del Grupo Parlamentario Popular y del CERMI.