El presidente de Castilla-La Mancha, , ha inaugurado las obras de mejora de la CM-5007 entre y Valmojado, que afectan a 10,7 kilómetros y a las que el Gobierno regional ha destinado más de 1,4 millones de euros.

La consejera de Fomento, , que ha acompañado al presidente en la visita, ha asegurado que este Ejecutivo ha invertido, en lo que va de legislatura, más de 4,5 millones de euros en mejoras para la seguridad vial sobre 3.618 kilómetros, centrándose especialmente en la remodelación de intersecciones, en inversión en infraestructuras y en señalización horizontal y vertical, y “con la garantía de que se invierte para dar seguridad a todos los vecinos”. Del mismo modo, ha recordado que esta acción es “algo que no se hacía en la legislatura pasada, cuando la conservación y el mantenimiento de carreteras estaban sobre el papel, pero en ningún caso se llevaban a cabo”.

Sin embargo, ha destacado que en el actual mandato “venimos invirtiendo más, pero no porque tengamos más, sino porque con los mismos mimbres hemos hecho cosas distintas gracias a la gestión realizada desde la Dirección General de Carreteras y Transportes de la Consejería de Fomento, siempre siguiendo el criterio de buscar la eficacia y la seguridad vial”.

García Élez ha insistido en que la seguridad como prioridad en las carreteras es algo que no solo se está reconociendo por parte de los municipios, sino también desde terceros, como es el caso de la Asociación Española de Carreteras. Este organismo ha reconocido que “Castilla-La Mancha es la única comunidad autónoma que ha mejorado la calidad de sus carreteras durante el año 2017”; así como el Observatorio Nacional de la Seguridad Vial, de la Dirección General de Tráfico (DGT), ha reconocido que esta región es la que más ha visto reducido el número de accidentes mortales, concretamente en la provincia de Toledo un 37 por ciento menos.

“Son datos que nos animan a seguir trabajando y a seguir invirtiendo, porque el presidente García-Page tiene una cosa clara, y es que para garantizar el crecimiento y el desarrollo a los municipios tenemos que ayudar a vertebrar y comunicar sus vías, para dar a los vecinos y vecinas la garantía de moverse de manera segura”, ha declarado la consejera.

En el caso de esta carretera Méntrida-Valmojado, la titular de Fomento del ha ensalzado que es una “reivindicación histórica que se viene reclamando y que este Ejecutivo no solo la ha escuchado, sino que la ha ejecutado; un ejemplo claro de que cuando el presidente dice algo, lo que venimos es a cubrir las necesidades de Castilla-La Mancha”, en estas circunstancias con el criterio común de la seguridad vial de conductores y viandantes.

El presidente, además, ha estado acompañado en este acto por el director general de Carreteras y Transportes, ; el delegado del Gobierno regional en la provincia de Toledo, ; el presidente de la Diputación de Toledo, ; y el alcalde de Méntrida, .

Más de 4.700 vehículos diarios pasan por esta vía, el 4% pesados

Los trabajos han consistido en mejoras en el firme, además de la intervención en la intersección de ‘T’ actual, entre las carreteras CM-5007 y 5004, mediante la construcción de una glorieta al final de la travesía de Méntrida, una vía que también se ha adecentado recientemente.

El objeto de la actuación ha sido entre los puntos kilométricos 6 y 16,9. En el caso de la glorieta que se ha construido al final de la travesía de Méntrida, servirá para mejorar las condiciones de accesibilidad a la población y, sobre todo, la seguridad vial. Esta travesía es el principal acceso a la población y al IES .

La Intensidad Media Diaria (IMD) de tráfico es de 4.766 vehículos, el 4,01 por ciento de pesados, según los datos recogidos en el año 2017, “uno de los más altos de la provincia”, ha apostillado García Élez.