El Gobierno de Castilla- La Mancha convoca la I Reunión de Coordinación de Políticas en Materia de Pobreza Infantil para “reflexionar”, “ver qué se ha estado haciendo” y las “medidas que se han estado tomando para poder erradicar la pobreza en nuestra región”.

Así lo ha destacado la consejera de Bienestar Social, , que ha presidido este primer encuentro acompañada por la directora general de Familias y Menores, y el director general de Acción Social y Cooperación, , y que ha contado con las entidades que trabajan con familias que se encuentran en situación de pobreza y con las que el trabaja codo con codo para “poder erradicar cada vez más la pobreza infantil en nuestra región” como son la Red de Lucha Contra la Pobreza (EAPN), la Plataforma de de Castilla-La Mancha (POI), UNICEF, Save The Children y Cruz Roja.

Sánchez ha destacado que “son muchas las medidas que se están desarrollando desde el dentro de la Estrategia Contra la Pobreza y Desigualdad Social” en esta legislatura, una hoja de ruta en la que se integra también el Plan de Garantías Ciudadanas “para poder disminuir estos datos de pobreza infantil y pobreza severa que nos hemos encontrado en Castilla-La Mancha”.

Como ejemplos de estos programas la consejera ha destacado los que se están desarrollando dentro del Área de Infancia y Familia, que cuenta con un proyecto específico destinado a luchar y combatir la transmisión intergeneracional de la pobreza para que “de padres pobres no tenga que haber hijos pobres” como es el Programa contra la Pobreza Infantil, o el trabajo que se realiza desde los Centros de Día de Infancia y Adolescencia presentes en cuatro de las cinco provincias de la región.

Desde el Gobierno regional también se trabaja para luchar contra la pobreza infantil con el Plan Contra la Pobreza Energética, dirigido específicamente a familias que tengan hijos y del que se han podido beneficiar más de 60.000 personas en estos tres años; el incremento del Ingreso Mínimo de Solidaridad y las Ayudas de Emergencia que “vienen también a paliar las situaciones de pobreza de las familias y como consecuencia beneficia la situación vital de los niños y niñas de nuestra región”.

Según el estudio que la EAPN presentó ayer en el , que recoge los datos del año 2016 en la tasa que mide la población en riesgo de pobreza y exclusión social (AROPE), Castilla-La Mancha ha bajado en cuatro puntos en el informe del 2017 pasando del 37,9 % en 2016 al 33,9% en 2017.

Además, es la tercera comunidad autónoma que más ha bajado su tasa de pobreza severa con respecto al año anterior pasando del 7,6 % al 4,4 %, lo que supone haber reducido esta tasa prácticamente a la mitad con respecto al inicio de legislatura cuando nos situábamos en el 8,5%.

También hemos reducido en dos décimas la tasa de pobreza infantil pasando del 6,2% en 2016 al 6,0% en 2017 según los datos del Informe de la EAPN.