El ha reducido más de la mitad los tiempos de espera para la incorporación al Sistema de en la provincia de Cuenca, según ha informado hoy la directora provincial de Bienestar Social, .

López ha explicado que en diciembre de 2014 el tiempo que esperaba una persona dependiente en Cuenca para la valoración de grado y la elaboración de un Plan Individualizado de Atención era de 10,9 meses, mientras que en la actualidad está en torno a los cuatro meses.

Según la directora provincial, “esta agilización ha sido posible gracias al impulso que el ha querido darle a la Ley de la Dependencia en Castilla-La Mancha, reforzando los Servicios con más profesionales y apostando decididamente por la atención de las personas más vulnerables”.

Por otra parte, según los datos publicados por el INSERSO relativos al mes de enero, en la provincia de Cuenca han aumentado un 55,20% los beneficiarios del Sistema de la Dependencia desde el inicio de la legislatura. Así, en la actualidad hay 9.365 personas con este derecho reconocido, 3.331 más que en julio de 2015.

También se han incrementado en un 24,61% el número de prestaciones hasta llegar a las 12.471. Llama la atención especialmente el incremento de las ayudas para Teleasistencia, Prestación Vinculada al Servicio, , Ayuda a Domicilio, etc.

Finalmente, se ha reducido en un 91,89% el número de expedientes pendientes de Plan Individualizado de Atención (PIA), así como el número de solicitudes pendientes de valorar, que desciende un 40,49%.